SEGÚN UN ESTUDIO QUE EMPLEÓ RISE OF NATIONS

Los juegos de estrategia mejoran la capacidad mental de las personas mayores

Los juegos de entrenamiento mental son una de las últimas modas del ocio digital, pero sus supuestos beneficios no están del todo claros. Sin embargo, un estudio sí ha relacionado los videojuegos de estrategia con la mejora de los "procesos ejecutivos de control" de las personas mayores.

2008-12-12

LD (Otr/press) Parece claro es que de alguna forma influyen los videojuegos en el funcionamiento del cerebro. Un reciente estudio, obra de un equipo de investigadores de la Universidad de Illinois, coordinado por el profesor Arthur Kramer, relaciona el uso de juegos de estrategia con la mejora de capacidades mentales en las personas mayores. Además, cuando más se usan, más beneficiosos son.

Los entrenamientos de estudios enfocados a mejorar las capacidades mentales en laboratorios suelen conseguir una mejora de determinados aspectos, como la memoria a corto plazo, aunque no suelen salir del propio laboratorio. "Cuando entrenas a alguien en una habilidad, tienden a mejorarla, sea la que sea, pero normalmente no se traslada más allá de esa situación particular en la que se ha aprendido". "Y no hay estudios que examinen si hay algún resultado fuera del laboratorio hacia cosas que le importan a la gente".

Por eso el equipo de Kramer se planteó un estudio que ofreciera un entrenamiento mental más integrado y global que pudiera traspasar esas tareas concretas asociadas a habilidades mentales, y que se pudiera aplicar al día a día. Concretamente, se preguntaron si los videojuegos podrían beneficiar a las funciones cognitivas del cerebro que más se atrofian con la edad. "La gente mayor tiende a desenvolverse peor en lo que llamamos procesos ejecutivos de control", explicó Kramer en declaraciones a Psychology & Aging recogidas por Otr/press. "Estos incluyen planificación, programación, memoria efectiva, multitarea y enfrentarse a ambigüedades".

Después de estudiar varios videojuegos, los investigadores se decidieron por Rise of Nations, que permite a los jugadores construir ciudades, alimentar y emplear a gente, mantener y mejorar ejércitos y expandir el territorio. "Necesitas comerciar, necesitas un ejército para protegerte y también te tienes que asegurar de que gastas dinero en educación y comida", explicó la investigadora Chandramallika Basak, una de las responsables del estudio.

Cuanto más se juegue, mejor

En el estudio intervinieron 40 personas mayores, la mitad de los cuales recibieron un entrenamiento de 23,5 horas en el videojuego. El resto, ninguna. Ambos grupos fueron sometidos a tests de "funciones de control ejecutivo" antes, durante y después del entrenamiento con Rise of Nations. Los test incluían medición sobre la habilidad para cambiar de unas tareas a otras, memoria visual a corto plazo, inhibición de ciertos sentimientos, capacidades de razonamiento, memoria e imaginación espacial.

El grupo de los jugadores mostró una "significativa" mayor habilidad y velocidad para elegir y cambiar de unas a otras tareas, mejoría en la memoria aplicada a la resolución de tareas y capacidad de razonamiento. Sin embargo, se mostraron menos hábiles con la memoria espacial. No se mostraron, sin embargo, ningún tipo de efecto en cuestiones como la inhibición de sentimientos o una prueba de memoria inmediata.

Asimismo, se observó una correlación entre la "exposición" al juego y el papel en las pruebas. "En terminología médica, esto se considera efectos en respuesta a la dosis", apuntó Kramer. "Cuanta más droga –o en este caso mayor entrenamiento con el videojuego– mayor es el beneficio".