Menú

Seis pueblos + 1 que no hay que perderse en la frontera entre Asturias y Galicia

David Alonso Rincón
Un territorio en el norte de España, frontera natural entre Galicia y Asturias, donde la vida transcurre tranquila entre mar y montaña.

Seis pueblos + 1 que no hay que perderse en la frontera entre Asturias y Galicia

David Alonso Rincón
La Ría del río Eo, también llamada Ría de Ribadeo es una amplia zona geográfica al norte de España, que hace de frontera natural entre Galicia y Asturias. A un lado y al otro de la ría se pueden encontrar una serie de pueblos y poblaciones ribereñas, cada una con un atractivo viajero diferente, que abarcan desde la playa hasta la montaña, en una distancia de muy pocos kilómetros. Una ruta por los pueblos de Vegadeo, Ribadeo, Tapia de Casariego, Rinlo, Castropol y Taramundi, además de un extra en el plan de viaje como es la playa de Las Catedrales
Granada en otoño | Archivo

Guía para el turismo de otoño en Granada

Madriguera, el pueblo más rojo de España

David Alonso Rincón
Madriguera es una pedanía del pueblo de Riaza, en Segovia, y pertenece a la antigua comarca histórica de Comunidad de villa y tierra de Ayllón. Conocido por ser el más representativo de la ruta de los pueblos rojos de Castilla, es posiblemente el pueblo más rojo de España, no por tener más porcentaje de comunistas entre sus vecinos, sino por su cromatismo en tonos rojizos que domina toda su arquitectura. Se encuentra a 17 km. de Riaza, en la falda de la Sierra de Ayllón y a unos 90 km. de Segovia capital.

Canal du Midi: un maravilloso viaje a una Francia de otra época

Carmelo Jordá
Una increíble obra de ingeniería de hace 350 años nos permite disfrutar de la historia y de una de las zonas más hermosas de Francia.

Por el Canal du Midi

El Canal del Mediodía -Canal du Midi en francés- es una maravilla de la ingeniería del siglo XVII que además recorre una de las zonas más hermosas de Francia. Un viaje diferente a otra época.

'Vikingos modernos': un viaje al interior de los fiordos noruegos

David Alonso Rincón
En Gudvangen, un pequeño valle del interior del fiordo de Sogn, en Noruega, se ha construido un pueblo imitando al detalle a una aldea vikinga de hace 1000 años, siendo habitado por decenas, de lo que podría denominarse 'vikingos modernos'. Rodeado por un espectacular paisaje natural, con paredes casi verticales de 1500 metros de altitud, agua fría y cristalina y un horizonte de verdor infinito, ya de por sí son alimento para la imaginación de quien desea regresar al pasado de este paraíso terrenal sin piedad. 

¿Qué fue de María Abradelo?

Aunque llevábamos tiempo sin verla en televisión, todos recordamos a la guapísima azafata del Un dos tres...responda otra vez, María Abradelo. Hace unos días, acudió al programa Viva la vida para desvelar los episodios de acoso que ha sufrido a lo largo de su carrera en televisión. 

La Motilla del Azuer: ni se lo imaginan

Carmelo Jordá
Un yacimiento arqueológico tan espectacular como poco conocido nos espera en las cercanías de Daimiel, en Ciudad Real.

La increíble Motilla del Azuer

El yacimiento arqueológico cercano a Damiel es una de las muchas sorpresas que nos ofrece Ciudad Real, una provincia que puede ser todo un descubrimiento.

Montmartre, mucho más que el cementerio de los famosos parisinos

David Alonso Rincón
Localizado cerca del principio de la Rue Caulaincourt en la plaza Clichy, el cementerio del barrio de Montmartre, en París, conocido como barrio de los pintores, se inauguró en 1925 y actualmente se encuentra ubicado casi bajo el nivel de las calles, incluso una carretera transita por encima de  este campo santo. El cementerio es la imagen fúnebre del París artístico, musical y romántico de la época, que se traduce en algunas de las tumbas más originales de Europa. Algunos de los nombres más ilustres enterrados en el cementerio parisino  son Hector Berlioz, Dalida, Edgar Degas, Alejandro Dumas, Francois Truffaut o Emile Zola. En los alrededores del cementerio santo se encuentran varios puntos representativos de París, como el Moulin Rouge, la basílica du Sacré-Cœur, el barrio de los pintores o la Ópera Garnier. Un barrio para pasear sin horarios, perderse o incluso vivir durante una temporada.