Menú

El grito de los Goya: "No es cultura vuestra basura"

Las consignas no se han escuchado este año sobre el escenario sino en la calle. "No es cultura vuestra basura". Más claro imposible.

0

Se esperaba una gala calentita y desde luego no ha defraudado. Por segundo año consecutivo, en cuanto a espectáculo se refiere, la ceremonia ha sido al menos digerible gracias al toque de Alex de la Iglesia.

Sin embargo, este año la atención de los Goya estaba centrada en todo menos en el cine. La ley Sinde, la dimisión de Alex de la Iglesia tras la aprobación del texto – gracias al apoyo del PP - y la guerra abierta por la ministra contra el aún presidente de la Academia de Cine, hacían esperar que algún dardo envenenado habría sobre el escenario del Teatro Real.

Pero no tuvimos que esperar a que subiera el telón, en la alfombra roja desde bien temprano ya se representaba el sainete del cine español. Cerca de un millar de manifestantes con la careta del personaje V de Vendetta protestaban contra la ley Sinde abucheando a todos los cineastas y actores en su entrada al Teatro Real. Al grito de "No sois artistas, sois carteristas", "No es cultura vuestra basura" o "U S A" dejaban claro el divorcio entre público y creadores.

Los más pitados, a excepción de la ministra, fue la familia Bardem: Pilar Bardem y sus hijos Javier y Carlos.A Bardem incluso le llegaron a lanzar huevos y le gritaron "No a la guerra, sí a las perras". El único que se salvó de la pitada, es más, fue recibido entre aplausos y gritos de "Alex amigo, estamos contigo" fue el director de la Academia.

Para hacer más pasable a González-Sinde el paseíllo por la alfombra roja han acudido en su ayuda Elena Salgado, Miguel Sebastián y Leire Pajín.

Los chistes de Buenafuente

En el minuto uno de la gala ya quedó claro sobre que versaría la mayor parte de los chistes, miradas e indirectas: la ley Sinde. Buenafuente, que por segundo año consecutivo ha sido el maestro de ceremonias, hizo más de un chascarrillo a costa de la ministra, "Alex y Sinde están sentados juntos, han venido en el mismo taxi, espero señora ministra que le emule la gala".

El presentador catalán también tuvo para la Familia Real, "veo el palco real vacío, supongo que vienen en metro" y para Javier Bardem, "felicidades por tu hijo, lástima que haya venido cuando ya no hay cheque –bebe".

"Internet no es el futuro sino el presente"

Alex de la Iglesia aún no había comenzado su discurso cuando TVE ya enfocaba la cara de la ministra Sinde que juntaba parsimoniosamente las puntas de los dedos de las manos a la espera de lo que fuera a decir su "enemigo". La ministra se mostraba expectante porque no conocía el contenido del texto, ni ella ni nadie.

Es habitual que con el dossier de prensa que entregan a los periodistas vaya el discurso íntegro del presidente de la Academia. Pero este año Alex ha querido que fuera sorpresa. Sus primeras palabras fueron "para los que hace 25 años fundaron la Academia, caminaron juntos a pesar de sus diferencias".

"Hacemos mucho ruido –proseguía De la Iglesia - pero es que hay muchas nueces. La discusión no es en vano, frívola ni precipitada". Como ya hiciera el año pasado, el presidente de la Academia hizo autocrítica, algo a lo que el cine español no nos tiene muy acostumbrados, "una película no es película hasta que alguien se sienta delante y la ve, sin público esto no tiene sentido", decía Alex en clara alusión a la bajada de espectadores.

Y de la autocrítica necesaria pasó al meollo del asunto, "dicen que he provocado una crisis, en griego significa cambio, momento de actuar, nada de lo que valía antes vale ya, la reglas del juego han cambiado. Los que fundaron la Academia jamás hubieran pensado que algo llamado internet iba a revolucionarlo todo".

Por último, remató lanzando un guiño a los denominados internautas, "Internet no es el futuro, es el presente, la manera de comunicarse y compartir información. Sus usuarios son ciudadanos, son sencillamente gente, son nuestro público que hemos perdido porque está delante de un ordenador. Internet es la salvación de nuestro cine, necesitamos un nuevo modelo de mercado, pensar en nuestros derechos sin olvidar nuestras obligaciones y deber moral con el público".

Una vez más, De la Iglesia fue la voz más sensata del cine español, "hacemos cine porque los ciudadanos nos lo permiten, debemos respeto. Si queremos que nos respeten hay que respetar primero".

Noche catalana

La película rodada en catalán Pan Negro fue la gran triunfadora de la noche con 9 Goyas. Esto hizo que cada premiado que subía al escenario saludara en catalán. La productora llegó a decir "hemos rodado en catalán, nuestra lengua, y lo habéis entendido". Incluso hubo espontáneo, Jimmy Jump, un catalán especialista es saltar a los terrenos de juego con barretina.

Javier Bardem, inaccesible

Lo de Bardem ya es habitual. En Estados Unidos hace la gira por todos los platós de TV, radio y prensa escrita, en España no concede entrevistas como el resto de ganadores, sólo una escueta rueda de prensa de no más de 10 preguntas. Parece haber olvidado lo que dijo en la célebre gala del "No a la guerra" sobre los norteamericanos.

Su desprecio por la prensa patria no gusta a los periodistas, sean del medio que sean, que muestran sin ningún tipo de pudor su poca simpatía hacía el actor en todas las conversaciones. La única televisión que lo trató con algodones fue TVE, que lo estuvo sacando junto con su madre durante toda la retransmisión.

Mención aparte merece el poco interés de la ministra por la gala, durante el Goya de honor miraba distraída el programa de mano, y la indumentaria de los actores. Sin corbata, sin afeitar, eso sí, al estilo funeral: traje negro, camisa negra, corbata negra. En su día fue innovador, hace 10 años.

En Chic

    Recomendado

    Lo más popular

    1. El exprimer ministro belga Di Rupo deja en ridículo al eurodiputado independentista Tremosa
    2. La treta de Puigdemont para seguir cobrando de las arcas públicas
    3. Crispín Klander regresa poniendo a Pepe Navarro y Bertín Osborne en el aprieto de sus vidas
    4. Rivera provoca la ira de todos los grupos por su oposición al cupo: "Hipócrita, cínico, manipulador, fariseo…"
    5. Las provocativas transparencias de Adriana Ugarte
    0
    comentarios
    Acceda a los 29 comentarios guardados

    Servicios