España
Noticias y opinión en la red

Dolores Ibárruri, La Pasionaria, habría muerto católica tras confesarse y comulgar

La biografía publicada sobre el cura obrero José María de Llanos, muestra la sorprendente relación y correspondencia con la dirigente comunista.

La Pasionaria, junto a Carrillo | Cordon Press
159
comentarios

Dolores Ibárruri, más conocida como la Pasionaria, habría muerto como católica y tras haber sido confesada y haber recibido la comunión. Esto es lo que aparece en la biografía del conocido como padre Llanos, referente de los curas obreros, y con quien la dirigente comunista mantuvo una estrecha relación al final de su vida.

La obra ha sido escrita por el jesuita Pedro Miguel Lamet y tras estudiar cientos de documentos del sacerdote encontró varias cartas más que sorprendentes entre la Pasionaria y el cura obrero. "Llanos lo guardaba todo: cartas, poemas, fotos, diarios personales y miles de artículos y conferencias. Conservaba hasta las estampas, sus carnets de Ciudadano del Mundo, del PC, Comisiones Obreras y hasta su brazalete falangista de su época de capellán del Frente de Juventudes".

Fue así como llegó a sus manos la posibilidad de que la que fuera presidenta del Partido Comunista y fiel seguidora de Stalin acabara sus días de otra manera muy distinta. En este sentido, el libro aporta documentos de cómo Ibárruri tras su vuelta a España desde la Unión Soviética y alejada ya de la vida política llegó incluso a cantar canciones religiosas.

En una entrevista, Lamet confirma que "Llanos visitaba cada quince días a Dolores Ibárruri. Llegaron a intimar y hasta cantar himnos religiosos de su época como ‘Cantemos al amor de los amores’".

De este modo, el jesuita Llanos, uno de los fundadores de CCOO, no dijo nada de su dirección espiritual con la comunista a sus allegados. "Nunca reveló nada sobre la conversión de la Pasionaria que en su juventud había sido católica y después de casada con un ateo en medio de la escasez, se hizo comunista y atea. Pero he encontrado cartas que atestiguan que esta mujer al final de su vida volvió a la fe, aunque resultaba muy fuerte hacer público que el símbolo por antonomasia del comunismo de la Guerra Civil había muerto católica, por lo que ese episodio debía quedar en el fuero interno del sacerdote amigo", afirma el autor de la biografía.

Sin embargo, agrega Lamet que Llanos "guardaría siempre ese íntimo secreto. Pero hay una carta que he descubierto en sus archivos, fechada el día de Reyes de 1989 (poco menos de un año antes de su muerte) donde Dolores, después de decirle que sabe que pide por ella ‘al partir el Pan’ (en misa), añade: ‘a ver si los viejitos que somos convertimos lo que nos resta de vida en un canto de alabanza y acción de gracias al Dios-amor, como ensayo de nuestro eterno quehacer".

Del mismo modo, el autor del libro sobre el sacerdote jesuita añade que en el libro se publican además "dos hermosos poemas de Llanos dedicados a la Pasionaria y el testimonio de una amiga que corrobora que Llanos la confesó y le dio la comunión".
 

La bisnieta del Opus de la Pasionaria

No es la primera vez que se habla de una posible conversión de la sanguinaria líder comunista aunque sí es la primera vez que aparecen documentos. De hecho, la bisnieta de Ibárruri, Anna Biriukov, aseguró en una entrevista que "tengo noticia de que Dolores murió confesada".

Anna nació en Moscú en 1975 y tras una educación atea y soviética ahora vive en España, tiene seis hijos y pertenece al Opus Dei. "Mi padre recibió el bautismo de rito ortodoxo cuando era pequeñito, y nunca ha practicado. Mi madre no está ni bautizada".

La bisnieta de la Pasionaria afirmaba además que "soy la oveja negra de una familia...roja. En Rusia ni juré sobre la Biblia ni escupí en ella. No había Biblia". A los 17 años llegó a España para estudiar y aquí conoció a su marido. "Conocí el catolicismo por mi marido y el Opus Dei por mis hijos. Dios es de primera necesidad".

En España

    Lo más popular