España
Noticias y opinión en la red
A un año de los comicios

La abstención y el voto de castigo asustan a PP y PSOE de cara las elecciones europeas

Un riesgo que reconocen ante el "soniquete" ciudadano de que gran parte de los problemas de la crisis provienen de Bruselas.

Libertad Digital/AGENCIAS

La próxima cita electoral se encuentra a un año de su celebración, ya que el 25 de mayo de 2014 los españoles deberán decidir sus 54 representantes en la Eurocámara en unos comicios marcados por las consecuencias de la crisis y con temor en los principales partidos a una masiva abstención y a un voto de castigo.

Las elecciones europeas podrán celebrarse en los países que componen la UE entre el 22 y el 25 de mayo del próximo año, y España lo hará el último de esos días debido a que, como es habitual, convoca a las urnas en domingo.

En el año que resta habrá que esperar a conocer la evolución de la crisis y la percepción ciudadana sobre las medidas que se han ido adoptando para hacerla frente tanto en cada país como en las instituciones europeas.

Pero fuentes del Gobierno y de los dos partidos con mayor representación en el Parlamento Europeo, el PP y el PSOE, consultadas por Efe, han expresado su temor a que esas elecciones sean las que cuenten con mayor índice de abstención de todas las de este tipo celebradas hasta ahora en España.

Un riesgo que reconocen ante el "soniquete" que asumen que ha calado en muchos ciudadanos de que gran parte de los problemas de la crisis provienen de Bruselas. "La reacción puede ser no acudir a las urnas bien porque interpreten que no sirve para nada o para evidenciar una forma de protesta", señala un alto dirigente socialista.

El análisis es compartido por miembros de la cúpula del PP que, no obstante, subrayan que no hay que tirar la toalla y se debe intentar poner en marcha una labor didáctica en los próximos meses para que se comprenda lo mucho que se juegan en las elecciones europeas, ya que destacan que las decisiones nacionales están cada vez más condicionadas por Europa.

Pero junto a la abstención, en ambos partidos y en el Gobierno se reconoce que se puede intentar castigar a las formaciones mayoritarias dando apoyo a candidaturas de otros partidos o a algunas que puedan aparecer con tintes populistas.

En este sentido, las fuentes populares señalan que al no estar en juego ni una alcaldía, ni la presidencia de una comunidad, ni el Parlamento, ni, en consecuencia, quién ocupará el Palacio de la Moncloa, se puede tender a la "extravagancia" o a dar un toque de atención. "Parece que cuesta menos en estas elecciones", se coincide desde el PSOE, mientras que un miembro del Gobierno alerta de que el próximo Europarlamento puede ser el que tenga en su seno a más eurodiputados contrarios a su propia existencia, aunque precisa que es en otros países donde se puede encontrar el origen de esta hipotética situación.

Arias Cañete, ¿sustituto de Almunia?

Populares y socialistas subrayan que las europeas no son las elecciones más idóneas para extrapolar los resultados y para intuir si, tal y como apuntan algunas encuestas, se avanzará hacia el fin del bipartidismo. Pero sí coinciden en la trascendencia que puede tener lo que ocurra para marcar próximas decisiones ante los comicios municipales, autonómicos y generales, todos ellos al año siguiente. Por ejemplo, a no ser que se modifique el calendario previsto, el PSOE esperará a que se celebren estos comicios para convocar las primarias en las que decidir su candidato a la Presidencia del Gobierno.

Si por el momento se trata de una incógnita, también lo son los cabezas de cartel de PP y PSOE para los comicios europeos. En el partido que sustenta al Gobierno se da por seguro que no repetirá como número uno el exministro del Interior Jaime Mayor Oreja y se cita de forma reiterada para sustituirle al actual titular de Agricultura, Miguel Arias Cañete.

Las fuentes del PP explican que Cañete "tiene todas las papeletas" para ser el próximo comisario europeo español en sustitución de Joaquín Almunia después de que se renueve la Comisión tras las elecciones del 25 de mayo. Podría ocupar ese puesto sin necesidad de formar parte de las listas del partido en esos comicios y, por ello, se opina que está todo abierto.

También parece estarlo en el PSOE, donde el que fue cabeza de la candidatura en 2009, Juan Fernando López Aguilar, se ha mostrado dispuesto a repetir aunque ha asumido que se trata de una decisión de partido. Las fuentes socialistas señalan que citar un nombre en este momento "es hablar por hablar" y que la decisión se madurará a la vuelta del verano.

El Parlamento Europeo que salga de los próximos comicios tendrá 751 miembros, tres menos de los existentes en la actualidad y quince menos de los que tendrá en julio, cuando se incorporen los doce eurodiputados del que será a partir de ese mes el país número 28 de la UE: Croacia. Sin embargo, según el acuerdo al que se llegó en su día, España conservará sus 54 eurodiputados actuales, mientras que varios países perderán uno y Alemania, tres.

Lo más popular