Menú

Wert sigue defendiendo su decreto de becas pero rebaja la nota al 5,5

Algunos cambios; los previstos. Así queda definitivamente el nuevo decreto de becas que este viernes se envía al Consejo de Estado.

25
José Ignacio Wert | EFE

"Quizá le faltaba un cierto grado de sensibilidad" al decreto de becas. Con estas palabras José Ignacio Wert justificaba la rebaja del 6,5 de nota media a un 5,5 para obtenerla gratuidad de la matrícula. Este es el cambio más significativo realizado en el texto que este viernes mismo se enviará al Consejo de Estado. No obstante, para la cantidad fija de esa ayuda así como para la variable e incluso para obtener una beca para residencia, la nota media exigida seguirá estando en 6,5. La rebaja sólo afecta a la gratuidad total de las tasas.

Asimismo, también sufren algunas modificaciones los requisitos académicos para quienes quieran mantener la beca los segundos y cursos posteriores, tal y como estaba previsto.

  • Enseñanzas técnicas. En el curso 2012-2013, era necesario superar el 65% de los créditos matriculados para estar exentos de pagar las tasas. Ese porcentaje no cambia. Pero para la obtención de las cuantías fijas, variables y por residencia será necesario a partir de ahora superar el 85% de los créditos. O bien, otra alternativa, será aprobar el 65% de los créditos pero siendo necesario entonces tener un 6 de media.
  • Ciencias. Aquí si hay una variación. Si en el curso 2012-2013 era necesario superar el 80% de los créditos matriculados, ahora este porcentaje baja hasta los 65%. para la obtención de las cuantías fijas, variables y por residencia será necesario a partir de ahora superar el 100% de los créditos. O bien, otra alternativa, será aprobar el 80% de los pero siendo necesario entonces tener un 6 de media.
  • Ciencias de la Salud. En el curso 2012-2013, para los segundos cursos y posteriores era necesario superar el 80% de los créditos matriculados para estar exentos de pagar las tasas. Ese porcentaje no cambia. Pero para la obtención de las cuantías fijas, variables y por residencia será necesario a partir de ahora superar el 100% de los créditos. O bien, otra alternativa, será aprobar el 80% de los créditos pero siendo necesario entonces tener un 6,5 de media.
  • Ciencias Sociales y Jurídicas. Artes y Humanidades. En el curso 2012-2013, para los segundos cursos y posteriores era necesario superar el 90% de los créditos matriculados para estar exentos de pagar las tasas. Ese porcentaje no cambia. Pero para la obtención de las cuantías fijas, variables y por residencia será necesario a partir de ahora superar el 100% de los créditos. O bien, otra alternativa, será aprobar el 90% de los créditos pero siendo necesario entonces tener un 6,5 de media.

5,5 para el Bachillerato

En cuanto a las becas en Bachillerato y FP los cambios también son los esperados. Finalmente, la nota media exigida para optar a una ayuda en el Bachillerato será del 5,5, tal y como estaba ya este año, y no un 6 que era lo que pretendía el nuevo decreto. En FP de grado medio será necesario un 5. Y la FP de grado superior también se queda como ya aparecía en el borrador: si en el curso 2012-2013 era necesario sólo aprobar, ahora será necesario obtener un 5,5.

Tras explicar estos detalles, el ministro dijo sentirse "perplejo" por la polémica surgida con el 6,5 cuando era algo "absolutamente avisado" desde el año pasado.

Wert cree en su decreto y lo defiende

Sin embargo, llama la atención cómo a pesar de rectificar Wert sigue defendiendo y creyendo profundamente en el sistema que había diseñado su departamento. "El 6,5 no es una barrera caprichosa, es realmente una frontera muy potente en lo referente a la efectividad de estas ayudas", y recordó que la mitad de los estudiantes que abandona los estudios antes de graduarse accedió a la universidad con una nota por debajo de ella, según datos del curso 2009-10.

Los alumnos que acceden a la universidad con una nota inferior al 6,5 tienen una tasa de finalización de estudios en tiempo y forma del 17% y la mitad abandona la carrera, según sus datos. "Apostamos por el 6,5 y lo mantenemos. Lo que hemos hecho ha sido atender a un argumento razonable", apuntó, para incidir en que "el disfrute completo del sistema de ayudas que supone el desembolso económico para que el estudiante acceda a la universidad se sigue manteniendo en el nivel de exigencia que se había planteado". "Todo abandono" supone un coste sin retorno para el sistema.

Además, afirmó que "una buena parte de la legitimidad de integrar criterios de rendimiento "está en la legislación española. "Toda" la legislación sobre esta materia – "Ley Orgánica de Educación, Ley de Ordenación Universitaria y Ley de Fomento a la Competitividad" ­­­– afirmó el ministro incluye requisitos de "renta como de rendimiento".

Los rectores, satisfechos

Así las cosas han pretendido llegar a un "equilibrio" entre los que abogaban por la "supresión total" de los requisitos académicos y su postura inicial. Y afirmó: no entra en los planes del ministerio "endurecer los umbrales para el próximo año" porque supondría "aproximarse al concepto de la beca de excelencia". No obstante, "eso no significa que no sean susceptibles de un refinamiento", añadió.

Los cambios presentados por el titular de Educación ya fueron adelantados horas antes por los rectores, que abandonaron el encuentro satisfechos. Los responsables de las universidades Autónoma, Politécnica, Navarra, Sevilla y UNED pidieron a Wert ampliar la partida para becas y "que no se excluyera a nadie" por motivos económicos de la Universidad.

Lo ideal, desde su punto de vista, es volver a la situación anterior que existía con el Gobierno del PSOE; es decir, rebajar la nota media exigida para poder optar a cualquier tipo de beca universitaria en un 5. Pero que si esto era imposible, que al menos Wert admitiera dejarlo como figura este año, en un 5,5. Y así ha sido.

El cambio de actitud del ministro llega tras la presión de las comunidades autónomas, sobre todo las gobernadas por el Partido Popular y la desautorización por parte de algunos miembros destacados de su partido. Sin embargo, José Ignacio Wert quiso restar este jueves importancia a este asunto. En su opinión, estas críticas "se han malinterpretado o sacado de contexto". "Ayer tuve una larga y afectuosa conversación tanto con Carlos Floriano como con Alfonso Alonso y ambos me hicieron ver que nada más lejos de su intención expresar opiniones divergentes sobre esta cuestión", reveló.

En cuanto a las diferencias expresadas por algunos responsables autonómicos de PP, dijo que respeta su parecer y puede "incluso empatizar" con algunas de sus tesis, aunque no afecta al resultado. "Mi criterio y el criterio de nuestro equipo es el que es y no varía por este tipo de declaraciones".

En España

    Recomendado

    Lo más popular

    1. La Izquierda "chic" contra la bandera española
    2. Los delirios de Marta Rovira en 'La Vanguardia'
    3. Ferreras compara esRadio con una radio que fomentó el genocidio en Ruanda
    4. Puigdemont se carga a Santi Vila de la foto y olvida una pierna
    5. Cristina Onassis no se suicidó, según la amiga con la que convivía y la encontró muerta
    0
    comentarios

    Servicios