Menú

Aznar avisa a Rajoy de que no tiene la "pachorra" para callarse y pide más política

El presidente del Gobierno, seguro de que habrá elecciones. Santamaría avisa a Sánchez de que, si rectifica, "estará ahí hasta el último día".

95

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

Entrevista a Javier Maroto Es la Tarde de Dieter

Ponlo en tu web

Copia el código HTML para insertar el audio "Entrevista a Javier Maroto" en tu blog, página web o en un foro. Puedes cambiar el ancho antes de copiar y pegar el código.

Ancho:

Código:

×

No puede escuchar el directo

Tienes alguna extensión del navegador que está bloqueando la reproducción, seguramente un bloqueador de anuncios. Desactívelo si quiere escucharnos.

×

Mariano Rajoy ya no tiene prácticamente ninguna duda. "Elecciones", transmitió a los suyos tras constatar el fracaso del despacho entre PSOE, Podemos y Ciudadanos. Hasta que se disuelvan las Cortes, apenas hará movimientos. Se reserva la posibilidad de ponerse en contacto con Pedro Sánchez -podría incluso escribirle una carta- y de aproximarse a Albert Rivera, pero con la vista siempre puesta en los nuevos comicios. "Estamos preparados para las urnas", resumieron tanto en Moncloa como en Génova.

En este contexto, José María Aznar volvió a irrumpir en la escena política. Para empezar, se reivindicó frente a quienes le piden, principalmente dentro del partido del que es presidente de honor, que guarde silencio. "No tengo ninguna ambición de vuelta a la vida política pero tampoco tengo la pachorra de ver cómo mi país se complica políticamente", avisó a navegantes. Seguirá dando sus diagnósticos, que es como él cree que puede "ayudar". "Fíjese usted, hay más posibilidades de que yo sea candidato en Argentina que en España", dijo entre risas en una entrevista en La Nación, realizada en su sede en Buenos Aires.

Partiendo de esta base, el expresidente censuró el plan de acción de Rajoy en la Moncloa, aunque en ningún momento le citase. "La idea es que sobra política y lo que hace falta es más economía" pero "yo pienso todo lo contrario", arguyó, consciente de que el presidente en funciones siempre ha justificado no dar determinadas batallas porque estuvo dedicado al 100% a evitar el rescate y a sacar al país del atolladero. "Las crisis se producen porque falta política (…) no se hace la suficiente política", insistió Aznar.

A sus ojos, España ha mejorado económicamente, pero la crisis actual es enorme. "Hay tendencias al populismo, a la fragmentación y a la disgregación institucional", puso en valor, para reclamar a renglón seguido un giro, una nueva forma de hacer política "con proyectos claros e ideas claras que generen confianza". "Donde hay incertidumbre hay que generar certezas, eso es la política", defendió en la citada entrevista. "Hay dirigentes políticos -no citó ninguno- a los que se les olvida que eso es lo más importante".

En síntesis, Aznar pidió recuperar los principios y valores, que él cree que se han olvidado, y "hablar con claridad". "No es el momento de cortoplacismos", incidió. Aunque,sin olvidar dicho extremo, sí coincidió con Rajoy en una cosa: España ha de abrir de nuevo las urnas. "Si no hay elecciones, la única posibilidad es una alianza de izquierdas extraordinariamente negativa para el país", aseveró. Y, en varias ocasiones, aseguró que Podemos "es una amenaza para la democracia", y en consecuencia hay que evitar que entre en el Ejecutivo.

El PP se prepara para las elecciones

Mientras, desde la Moncloa, Soraya Sáenz de Santamaría no se movió de la tesis ya conocida. Si Sánchez rectifica, Rajoy no tendrá reparos en convocarle a una reunión para desatascar la situación, pero se mostró escéptica. "El problema es que el tiempo va corriendo y nos encontramos en una situación muy parecida a la que había el 21 de diciembre", aseguró la portavoz del Ejecutivo, que descargó en el PSOE todas las culpas. "Si el señor Sánchez no quiere que haya elecciones, tiene una única opción, que es atender la llamada de Rajoy y sentarse a hablar para un gobierno de coalición o de amplia mayoría", reiteró una vez más.

El entorno de Rajoy echó agua a los deseos de un sector del PP de que haya un acercamiento a Ciudadanos. La propia Santamaría recordó que sus votos no sirven sin el PSOE, y que la solución pasa por que Sánchez cambie de opinión, lo cual considera prácticamente imposible. "Rajoy estará ahí hasta el último día", puso en valor la vicepresidenta, que pidió a Rivera que interceda en este sentido frente a la "cerrazón" y la "contumacia en el error" del candidato socialista. En la misma línea habló en Es la Tarde Javier Maroto, que desea que Sánchez acepte "la única alternativa viable".

Si Sánchez sigue en sus trece, entonces la prometida llamada podría convertirse en una carta con la que dar por zanjada la cuestión. Si bien, más allá de este último cartucho, Rajoy lleva ya largo tiempo en modo electoral. Este sábado, sin ir más lejos, estará en Barcelona, y repetirá una vez más su propuesta de pacto, dando especial relevancia a la unidad de España. Junto a él estarán la vicepresidenta, María Dolores de Cospedal y los vicesecretarios en un intento de ocultar las discrepancias internas.

En España

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Detenidos dos menores por robar 10 iPhone a mordiscos en una tienda Apple
    2. Antonio David, al límite: vive del sueldo de su mujer
    3. Muere el hombre apaleado en Zaragoza por llevar la bandera de España en los tirantes
    4. El detenido es un matón de extrema izquierda que ya dejó tetrapléjico a un policía
    5. Ingresado con pronóstico grave el juez de Barcelona que investigó los preparativos del 1-O
    0
    comentarios

    Servicios