Menú

Métodos de ahorro que seguro no conoces

Existen varios métodos de ahorro muy efectivos a la hora de sanear las cuentas familiares.

Libertad Digital
0
Ahorrar permite afrontar el futuro con seguridad | Alamy

Para muchos españoles, conseguir ahorrar pequeñas cantidades cada mes se ha convertido en un auténtico quebradero de cabeza. Si a la hipoteca, la letra del coche o a las facturas de luz, agua y teléfono le sumamos unos salarios poco boyantes, reunir una cuantía de dinero que nos permita hacer frente a los imprevistos se vuelve tarea imposible.

La incertidumbre laboral y la posibilidad de quedarse sin empleo son unos de los factores por los que más recomendable es el ahorro. Si esto sucediera, es posible solicitar préstamos sin nómina para afrontar los gastos futuros, aunque solo si va a ser capaz de devolverlos. Este tipo de créditos no requieren de una nómina como requisito indispensable para su concesión. Eso sí, será necesario aportar datos sobre los ingresos del solicitante, como por ejemplo la prestación por desempleo o la pensión.

Comparar precios a la hora de hacer la compra, negociar una tarifa de internet o móvil más barata o renunciar a ese capricho que tanto tiempo llevamos ansiando son maneras de ahorrar, pero no son las únicas. Y es que existen varios métodos de ahorro muy efectivos a la hora de sanear las cuentas familiares.

La hucha:es quizá el sistema más antiguo. Consiste en guardar en un recipiente todo el dinero suelto que acumulamos a lo lardo del día. Si esto le parece poco práctico, pruebe a guardar sólo las monedas de 2 euros. Le sorprenderá su eficacia.

El método de los 30 días o de las 52 semanas:este sistema, también conocido como el método de los ahorros escalonados, puede adaptarse a los ingresos de cada ahorrador. Se trata de meter en la hucha al día o a la semana, según cada decisión particular, un dinero que irá aumentando. Por ejemplo, 1 euro el primer día o la primera semana, 4 euros el cuarto día o la cuarta semana y así sucesivamente. Si elegimos hacerlo por días, a final de mes tendremos 465 euros y si optamos por las semanas, reuniremos 1.378 euros en un año.

Kakebo:el término Kakebo significa en japonés libro de cuentas para la economía doméstica y le da nombre a esta particular metodología. Consiste en elaborar un libro de cuentas doméstico en el que apuntas cada día tus gastos y tus ingresos. Los gastos se distribuyen en categorías: supervivencia (alimentación, transporte, medicamentos…), ocio (tabaco, bares y cafeterías, caprichos varios…), cultura y extras (viajes, regalos, reparaciones…). A final de mes, será más visual detectar los fallos financieros y los gastos de los que puede prescindir.

Método de Harv Eker: también se conoce como el método de Los Cántaros. Para empezar a ponerlo en práctica, se necesita distribuir los ingresos mensuales en seis recipientes, al menos, mentalmente. El sistema establece las siguientes proporciones para el presupuesto familiar:

  • 55% para necesidades básicas.
  • 10% ahorro.
  • 10% educación y formación.
  • 10% inversiones o gastos a largo plazo, como vacaciones o la reforma de la casa.
  • 10% caprichos y diversión.
  • 5% donativos y regalos.

10% de la nómina:también conocido como Método Apartar Lo Primero (ALP). Consiste en reservar automáticamente una parte de la nómina al ahorro. Es una forma de pagarse a uno mismo antes de a los demás y la cuantía recomendable es el 10%. Según los expertos, el ahorrador se acostumbrará a vivir sin la cantidad que hemos apartado y así organizará sus finanzas.

En España

    Recomendado

    Lo más popular

    1. La exjuez Carmena: es "enormemente perjudicial para el diálogo" el encarcelamiento de los Jordis
    2. Podemos, noqueado por Cataluña
    3. Corte de mangas a la iniciativa de Ciudadanos contra el adoctrinamiento en las aulas
    4. Demoledora carta de Álvaro de Marichalar a Jorge Javier Vázquez tras su expulsión de 'Sábado Deluxe'
    5. Dieter Brandau desmonta el vídeo victimista y mentiroso de Ómnium
    0
    comentarios

    Servicios