Menú
Con tu apoyo hay más Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustración Liberal
  • Eventos

Una profesora danesa desmonta a Puigdemont: "¿Están intentando hacer una limpieza étnica?"

El expresidente convierte una conferencia universitaria en un mitin contra España pero topa con la réplica académica a sus mentiras.

(Barcelona)
0

El problema que ha tenido Carles Puigdemont en su intervención en la facultad de Ciencias Políticas de la Universidad de Copenhague no ha sido la posibilidad de ser detenido, descartada por el juez Pablo Llarena, sino las duras réplicas de los profesores Christian F. Rosbell y Marlene Wind a su discurso y las preguntas que ambos politólogos han hecho al fugado.

Rosbell ha puesto de relieve el peligro de la exaltación identitaria del separatismo catalán y su identificación con el populismo. También ha refutado el derecho a decidir el futuro de España sólo de los ciudadanos de Cataluña y reprochó a Puigdemont que desprecie los derechos de la población catalana no independentista.

Por su parte, Wind le ha recordado que Cataluña es la región más próspera de España, que a su vez es un país más descentralizado que Alemania, así como que la democracia también consiste en respetar las leyes. También acusó al expresidente de contribuir a la desestabilización de la UE.

Su intervención incluyó una pregunta demoledora: "¿Está intentando hacer una limpieza étnica y crear un estado limpio?". También otras consideraciones sobre la disgregación europea que implicaría aplicar las ideas de "identidad nacional" de Puigdemont.

Eran las contestaciones a la soflama mitinera de Puigdemont, que cargó contra la Unión Europea, contra España y sus instituciones. "La sombra de Franco todavía es alargada en España. Los mismos que han hablado con ETA han renunciado a hablar con los representantes del pueblo catalán. Desde 2013, hemos intentado dialogar hasta en 18 ocasiones. Rajoy siempre ha dicho que no. El problema fundamental es que para Madrid no somos más que una provincia. No nos quiere reconocer como nación y olvidan que soy el 130 presidente de la Generalidad, una institución muy antigua", afirmó Puigdemont ante unas 250 personas, en su mayoría estudiantes, profesores y periodistas.

Fracasos comunitarios

En cuanto a la Unión Europea, Puigdemont se refirió a los "fracasos" de Grecia, Ucrania, la crisis de los refugiados o a "la violencia y la violación de los derechos fundamentales en Cataluña". "Lo que está en juego es el ideal de la democracia en toda Europa, no sólo en mi país", añadió.

Además, se deshizo en elogios de Dinamarca para después comparar Cataluña con el país nórdico: "Queremos ser la Dinamarca del sur, una nación abierta al Mediterráneo. Las pequeñas naciones tienen mejores perspectivas en la globalización, ya no necesitan pertenecer a un Estado grande. Lo pequeño es hermoso".

La política lingüística

Puigdemont reaccionó con cierto desconcierto a los reparos académicos sobre su discurso. Negó el carácter populista del separatismo y también que España sea un Estado democrático y descentralizado. "Eso sólo es sobre el papel porque Cataluña no tiene derecho a abrir una oficina comercial fuera de España y en cambio Andalucía, sí. Eso es porque Madrid cree que utilizaríamos esas oficinas para hacer propaganda", soltó Puigdemont para rebatir a la profesora Wind.

El candidato a la investidura también censuró a Wind por referirse a la política de exclusión del idioma español y la balcanización de Cataluña. Negó que hubiera cualquier discriminación y dijo: "Queremos ser un solo pueblo unidos en la diversidad". "Se puede entrar en la tienda y hablar en catalán y en español. No hay ningún problema. Hay que informarse", espetó a la profesora. "En el futuro de Cataluña, nadie tendrá ningún problema si quiere mantener la ciudadanía española", remató Puigdemont.

Más noticias sobre el desafío separatista en Cataluña en Flipboard

En España

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Los cazadores, en pie de guerra contra Podemos por su última propuesta animalista
    2. La Policía acude a detener a Joaquín Reyes mientras parodiaba a Puigdemont
    3. El último y polémico retoque estético de María Patiño
    4. Las obras para remodelar la Gran Vía comenzarán el 9 de marzo
    5. Los ultras del Spartak siembran el pánico en Bilbao: un ertzaina muere de un infarto
    0
    comentarios

    Servicios