Menú

¿Por qué las elecciones en Renania del Norte-Westfalia son desoladoras para el socialismo alemán?

La cita electoral era la última antes de las elecciones de septiembre. Este lunes, hay desolación en el SPD.

0
Martin Schulz tras conocer los resultados | EFE

Tras la elección como candidato de Martin Schulz, el SPD, que acumulaba unos resultados cada vez más menguantes en las elecciones alemanas, esperaba recuperar su influencia e incluso los más optimistas veían posible disputar la cancillería a Angela Merkel. Era la primera vez en muchos meses que el partido se veía con un candidato capaz de hacer frente a la canciller. Pero las esperanzas parecen haberse disipado tras la cita electoral de este domingo: las elecciones regionales en Renania del Norte-Westfalia. Estos son los motivos:

Feudo del socialismo: la derrota de este domingo duele especialmente en el partido socialista porque la región era un feudo del partido, algo similar a lo que es Andalucía para el PSOE. El land, uno de los más poblados de Alemania y de los más industrializados, ha sido gobernada por la izquierda desde los 60, salvo un lapso de cinco años entre 2005 y 2010, y estaba actualmente liderada por una coalición entre el SPD y Los Verdes. La presidenta, Hannelore Kraft, admitió la derrota al borde de las lágrimas tras hacerse oficiales los resultados: el partido pierde 7,9 puntos y sus socios en el poder, también en caída libre, cinco puntos, lo que hace imposible que reediten el pacto. Con los cristianodemócratas subiendo casi 7 puntos y el FDP, cuatro, Kraft, en el poder desde 2010, será reemplazada por Armin Laschet, que podrá gobernar con el apoyo de los liberales. El partido pierde así un bastión clave.

Tercera derrota consecutiva: es ya la tercera vez en que los sondeos ahogan las ilusiones del SPD, que al calor de las encuestas había albergado esperanzas de una victoria en las presidenciales. En las primeras regionales del año, en el Sarre, el SPD quedó a once puntos de la derecha. Y el pasado domingo, en Schleswig-Holstein, los socialistas también cosecharon una derrota en un land que gobernaban.

Sin más elecciones hasta la cita de septiembre: no habrá posibilidad de superar el jarro de agua fría de este domingo con alguna victoria regional de cara a las elecciones a la cancillería del próximo 24 de septiembre. Las de Renania del Norte eran la última batalla previa a los comicios federales, el último test, más allá de pronósticos y encuestas, antes del enfrentamiento Merkel-Schulz. La sensación en el partido recogida en los medios de este lunes es de desolación y casi de anticipación de la derrota y muchos piden ya cambios en la estrategia, pese a que el ex presidente del Parlamento Europeo es casi un recién llegado. En el partido de Merkel hay euforia, aunque no todo son buenas noticias: la derecha populista del AfD logró este domingo entrar en otro parlamento regional con un 7,3% de los votos.

En Internacional

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Junqueras intenta reunirse con grandes empresas... pero le dan plantón
    2. "Arévalo no contó toda la verdad sobre la ruptura de su amistad con Bertín Osborne"
    3. Podemos intenta corregir su estrategia sobre Cataluña para evitar hundirse
    4. 'The Guardian' lamenta haberse tragado las mentiras sobre la violencia el 1-O
    5. El escalofriante relato de una medallista olímpica que fue objeto de abusos sexuales
    0
    comentarios

    Servicios