Internet
Noticias y opinión en la red

Los directivos de la SGAE se reparten dos millones en un plan de pensiones

Pese a ser una entidad sin ánimo de lucro, parece que hay quién está lucrándose bastante bien por sus labores en la SGAE. Es el caso de los 19 directivos que se reparten un plan de pensiones de más de dos millones de euros, además de unas jugosas dietas que superarían los 500.000 euros al año.

Libertad Digital

Son datos que se desprenden de una auditoria de la propia SGAE y que ha revelado este jueves La Razón, que cuenta como, desde el año 2002, la sociedad de gestión ha destinado ya más de dos millones de euros a un plan de pensiones para sus directivos, con cantidades y gestiones absolutamente diferenciadas de las del plan de pensiones del que se beneficia el resto de los trabajadores.

La SGAE asegura que con este plan de pensiones lo que pretende es asegurar una pensión "más digna al presidente ejecutivo del consejo de dirección, Eduardo Bautista, que había tributado la mayor parte de su vida laboral como artista”, un tributación que, por tanto, sería intermitente y, dado que la carrera de Bautista ya hace décadas que no registra grandes éxitos, no muy cuantiosa.

De tratarse de un reparto equitativo cada directivo de la SGAE habría acumulado más de 100.000 euros en su plan de pensiones, pero habitualmente este tipo de reparto nunca es equitativo, por lo que es de suponer que la remuneración de Eduardo Bautista sería mucho mayor.

Expertos citados por La Razón señalan que este fondo sería equiparable a los bonus que perciben los directivos de grandes empresas, un sistema de difícil justificación dentro de una sociedad sin ánimo de lucro como la SGAE. Aseguran además que se trata de un tipo de retribución con menos cargas fiscales que otras y que, por supuesto, resulta especialmente conveniente para alguien que, como Bautista, ya tiene 66 años.

Dietas de primera

La misma auditoría desvela, siempre según La Razón, que los miembros de la Junta Directiva y del Consejo de Dirección de la SGAE, los consejeros eméritos y otros miembros externos cobraron más de medio millón de euros en concepto de dietas sólo durante el pasado 2008.

Se trata de unos pagos que se recibirían por asistir a reuniones, jornadas de trabajo y otro tipo de actos. Los más afortunados en el reparto fueron los 12 miembros del Consejo de Dirección, que se repartieron más de 130.000, por asistir a una decena de reuniones, es decir, a más de 1.100 euros por reunión.

Los 46 miembros de la junta directiva también ingresaron más de mil euros por asistir a cada una de las cuatro reuniones a las que fueron citados a lo largo del año.

Según La Razón, al ser la SGAE una asociación sin ánimo de lucro y estar integrada por titulares de derechos de autor, sus consejeros ejecutivos (tanto los que formen parte de la Junta como los del Consejo) no tendrían derecho a percibir ningún sueldo o salario alguno.

Acceda a los 13 comentarios guardadosClick aquí

En Tecnociencia

    Lo más popular