Internacional
Noticias y opinión en la red
SE PERFILAN LOS CANDIDATOS

Oposición en Venezuela: ¿La unión hace la fuerza?

La renuncia de Leopoldo López a representar a la oposición deja a dos principales nombres para enfrentarse a Chávez: Henrique Capriles y Pablo Pérez.

Leopoldo López y Henrique Capriles Radonski. | EFE
/ Iberoamérica

Hace sólo algunos meses, Leopoldo López era uno de los principales nombres dentro de la oposición para representar a la Mesa de Unidad Democrática (MUD) –coalición de partidos opositores– en las próximas elecciones presidenciales de octubre en Venezuela. Sin embargo, poco a poco el panorama ha ido cambiando y desde este martes suenan dos nombres con más fuerza: Henrique Capriles Radonski y Pablo Pérez.

El día clave fue este lunes en el que se celebró un debate entre los seis precandidatos a representar al MUD. María Corina Machado, Henrique Capriles, Leopoldo López, Pablo Medina, Pablo Pérez y Diego Arria estuvieron presentes para presentar los principales lineamientos de lo que sería un hipotético gobierno. Además, horas antes todos firmaron un programa de gobierno consensuado.

Según sus autores, este documento se elaboró desde 2009 y gracias al "entendimiento entre los partidos políticos, equipos técnicos, organizaciones sociales y ciudadanos", y es producto del proyecto de "unidad nacional" ratificado en septiembre por todos los precandidatos. El escrito prevé acuerdos generales para reconciliar al país y fortalecer la institucionalidad democrática, reivindicando la Constitución de 1999, con el "compromiso de defender irrestrictamente los derechos humanos y las garantías constitucionales". También tiene entre sus objetivos dar vigor y remozar el Poder Público, construir una sociedad productiva y de progreso, hacer cambios en aspectos referentes a la "calidad de vida" de los ciudadanos, como la seguridad o la educación, y proyectar y promover confianza en el exterior.

¿La unión hace la fuerza?

Después de la jornada del lunes, al día siguiente la noticia más importante fue el abandono de la lucha electoral por parte del exalcalde del municipio caraqueño Leopoldo López, quien a su vez pidió el voto para que Henrique Capriles Radonski, gobernador del Estado de Miranda, fuese  el candidato de la oposición.

López, que desistió de disputar las primarias del 12 de febrero en las que saldrá un candidato único de la oposición venezolana, afirmó que Capriles "hoy se convierte en la cabeza, en el líder que nos va a llevar a nosotros a la victoria" el 7 de octubre en las elecciones presidenciales.

En un acto al lado del gobernador de Miranda, López afirmó "querido hermano Henrique serás el próximo presidente (...) la alianza se viene completa a apoyarte" y prometió recorrer todo el país para promover la candidatura de Capriles.

Existen voces en Venezuela que ven esta alianza como una apuesta segura para que Capriles se convierta en el candidato antiChávez sobre todo porque se trata de una persona joven –tiene apenas 39 años–, conocida en el país y con un carisma que puede recoger importantes votos.

Sin embargo, también existe otro sector que ve más bien a Pablo Pérez, actual gobernador de Zulia, un estado que históricamente ha tenido representantes opuestos a Chávez, como el candidato capaz de derrotar al actual presidente. Estos creen que, aunque es menos conocido que Capriles, tiene una maquinaria ya preparada para una aventura de esa envergadura: la del partido Acción Democrática.

Los que parecen que tendrán que dar un paso al costado, tal y como ha hecho López, son Pablo Medina y María Corina Machado, mientras que Diego Arria podría seguir adelante ya que a su juicio le "favorece muchísimo" el apoyo de López a Capriles. Además, ha subrayado que no declinará ni negociará: "Soy absolutamente independiente de grupos económicos y políticos".

Aún quedan tres semanas para conocer el nombre del candidato que enfrentará a Chávez en las elecciones presidenciales del mes de octubre y que tendrá que batallar contra toda la estructura chavista preparada para asegurar la continuidad del bolivariano. Pero si algo tiene de particular este periodo es que por primera vez la oposición parece haber hecho las cosas de una manera más ordenada sin las ambiciones personales del pasado.

Acceda a los 1 comentarios guardadosClick aquí

Lo más popular