Internacional
Noticias y opinión en la red
PETICIÓN DE 57 ESTADOS

Los países musulmanes piden en la ONU que se acepte la pena por blasfemia

En plena polémica por la condena a la horca de una cristiana en Pakistán por supuestamente blasfemar contra Mahoma, aparece ahora la intención de los países islámicos, un total de 57, de conseguir validar ante Naciones Unidas las penas por blasfemia.

LIBERTAD DIGITAL

El Papa encabeza una campaña internacional formada por organizaciones cristianas, tanto católicas como protestantes, y por medios de comunicación, pidiendo la libertad para Asia Bibi, cristiana paquistaní condenada a muerte por supuestamente blasfemar contra Mahoma.

Mientras que la comunidad internacional intenta presionar a Pakistán, los países islámicos no se achantan y no contentos con sus leyes antiblasfemia intentan que sean reconocidas internacionalmente. Según informa El País, la Organización de la Conferencia Islámica, que agrupa a 57 países entre los que se encuentran Arabia Saudí, Irán, Sudán, Yemen, Turquía o Pakistán, entre muchos otros, pretenden que la ONU valide las penas por blasfemia

Muchos de estos estados tienen tipificado en sus códigos penales diversas penas para los delitos de blasfemia. La comisión de este supuesto delito va desde multas hasta la pena de muerte. Es el caso de Pakistán, cuyo artículo 295 del Código Penal establece la pena de muerte, y por el cual Asia Bibi ha sido condenada a la horca.

Este llamamiento internacional a Pakistán se produce en vísperas de que el Tercer Comité de la Asamblea General de Naciones Unidas vote otro intento más de la Organización de la Conferencia Islámica para intentar que se acepte una resolución "sobre el combate de la difamación de las religiones" y que en realidad busca crear una norma contra la blasfemia internacional. En su petición a la ONU, los países musulmanes quieren que los estados miembros promulguen una serie de normas que sostengan la blasfemia como delito, con una serie de frases que enmascaran este deseo.

Ante esto, el Departamento de Estado de EEUU afirma que "al igual que Estados Unidos deplora toda muestra de falta de respeto a las tradiciones religiosas, incluido el islam, no estamos de acuerdo con el concepto ‘difamación de las religiones’ porque es incongruente con las libertades de culto y de expresión". Por su parte, la Unión Europea se opone a que la resolución llegue a la Asamblea General.

Los estados islámicos llevan intentando colar esta resolución desde 1999 y de hecho en marzo de 2009 la OCI logró la aprobación de un documento no vinculante para trasladar la legislación antiblasfemia al plano internacional.

Acceda a los 36 comentarios guardadosClick aquí

Lo más popular