España
Noticias y opinión en la red
PECULIAR ANUNCIO ELECTORAL DEL BNG

Anxo Quintana nos cuenta una de romanos

El BNG ha hecho público un peculiar anuncio electoral de cara a la cercana campaña que, desde luego, va a llamar la atención, si bien no tanto por la profundidad de su contenido programático como por su formato, con un poco de película de romanos y un aire de la aldea de Astérix y Obélix.

Xosé Manuel Olveira “Pico”, en un momento del anuncio.
Relacionado

(Libertad Digital) La campaña del BNG arranca con un peculiar vídeo que se acerca más a una película de romanos que a lo que la publicidad electoral nos tiene acostumbrados. Además, en el anuncio aparecen algunos rostros conocidos acompañando al propio Anxo Quintana, como el del popular cómico Xosé Manuel Olveira “Pico”, o de los actores Evaristo Calvo e Isabel Risco.

El anuncio se inicia con "Pico" disfrazado de centurión (un papel para el que parece un poco mayor) lanzando un discurso a una multitud de presuntos gallegos vestidos con ropas propias de la época romana y en un estado de limpieza francamente mejorable que no se sabe bien a qué se debe.

Entre ellos se sienta Anxo Quintana que escucha con rostro muy tranquilo el discurso del centurión - "Pico", que habla de la preocupación "del imperio" por "lo que está pasando en la provincia galaica".

¿Y qué está pasando? Pues que un "individuo" anda por ahí diciendo cosas como que "Galicia merece un estatuto de nación", que "reclama más autogobierno" o "cosas tan peligrosas como que "mejor muertos que esclavos".

Así que el presunto imperio "quiere la cabeza de ese hombre" y pide que se identifique de entre los presentes. Es entonces cuando se desarrolla el momento entrañable y solidario del vídeo: tras levantarse el propio Quintana descubriendo que él es ese hombre, "yo soy Anxo Quintana", los gallegos "primitivos" a su alrededor se levantan y dicen también ser el líder del BNG.

La ola de solidaridad se expande como reguero de pólvora y otros gallegos, ya "de hoy en día" se suman al acto de reclamar ser Anxo Quintana: una mujer cos aspecto de ama de casa y que grita con particular convicción, un señor de traje, una estudiante, un hombre con mono y casco de obrero, uno vestido de pescador y con cara de no haber pescado en su vida…

Ante tal despliegue de compromiso el malvado representante del "imperio" se va quedando visiblemente contrariado y acaba por ceder y admitir con un ánimo mucho menos belicoso que "tampoco es para ponerse así".

Finalmente y tras la "derrota del imperio" el vídeo se cierra con un eslogan ya sí en un estilo más electoral: "Cuando se trata de defender este país, todos somos Anxo Quintana".

Lo más popular