España
Noticias y opinión en la red
"ilusionado" ante los apoyos recibidos

Álvarez Cascos, al PP: "Que me dejen tranquilo o tendré que contestar"

Cascos asegura que no quiere abrir "brechas internas" en el PP pero que, como no le dejen "tranquilo", no dudará en abrir la caja de pandora. En declaraciones a LD, las primeras a un medio de comunicación, el ex ministro asegura que está "a verlas venir". Ni Rajoy ni nadie de la dirección le ha llamado.

Álvarez Cascos | Archivo

El ex ministro no ha hablado con Mariano Rajoy desde que en septiembre le asegurara que iba a ser el candidato del PP por el Principado de Asturias. Francisco Álvarez Cascos analiza en Libertad Digital el suceder de los acontecimientos, y desvela que incluso antes de su segunda conversación con el jefe de la oposición ya empezó a intuir que su partido iba a traicionarle.

“La decisión de dejar el PP la tomé entre los meses de julio y octubre, cuando vi la campaña de descrédito contra mí y comprobé que la dirección nacional no la cortaba”, explica el ex vicepresidente de José María Aznar, que asumió “mentalmente” lo que ocurriría meses después.

De hecho, y a pesar de la versión que intenta vender Génova, el motivo de su marcha no se debe a la elección de Isabel Pérez Espinosa, sino a la decisión de Génova de no actuar ante los insultos recibidos. En este punto, Libertad Digital ya informó de que la Secretaría General -que dirige María Dolores de Cospedal- ordenó al Comité de Derechos y Garantías dar carpetazo al asunto.

“En vez de actuar contra ellos, Rajoy les ha dado un premio”, recalca Cascos, en referencia a todos aquellos que han cargado contra él, comenzando por Gabino de Lorenzo, mano derecha de la candidata por Asturias y que le identificó con la kale borroka. “El objetivo está cumplido, no hace falta llamar a nadie para que lo confirme”, añade rotundo.

Preguntado por cómo se siente cuando el que ha sido su partido durante tantos años le ha dado la espalda, el ahora ex dirigente del PP asegura que lo dio “por descontado” cuando “no se hizo nada” cuando “las cosas todavía tenían solución”. En su opinión, ya no hay vuelta atrás.

Así las cosas, toca nueva etapa, y Cascos aprovechará los próximos días para palpar el sentir de Asturias y comprobar si aquellos que le han respaldado durante todos estos meses están decididos a crear un nuevo partido para presentarse a las elecciones de 2011. “Estoy a verlas venir”, reconoce, a la par que tampoco disimula que se ha sentido “ilusionado” ante la marea de apoyos recibidos.

"No quiero abrir brechas internas en el PP"

Siendo secretario general del PP desde 1990 a 1999, es inevitable abrir un capítulo especial a las formas del que por tantos años ha sido su formación. Ninguno de sus representantes le ha llamado todavía; ni el citado Rajoy, ni tampoco Cospedal o Ana Mato. “Tuve que leer el comunicado de Génova -en el que se informó de la elección de Pérez Espinosa- por un medio digital”.

En este sentido, manda un mensaje muy claro a Esteban González Pons, único miembro de la dirección nacional que ha valorado su marcha dándole lecciones de lo que es un partido. “Si quiere hablamos de los aciertos y los errores de los nombramientos de candidatos, incluido el de Mariano Rajoy (…) Yo creo que este hombre ha tenido un mal momento, porque hay debates que me parece ridículo abrir”, argumenta.

Aún más, afirma que no quiere “abrir brechas internas en el PP”, pero recalca: “Que me dejen tranquilo o tendré que contestarles”. De momento, siguen las críticas por parte de la cúpula de los populares asturianos a golpe de comunicados.

Rajoy, sin agenda hasta la próxima semana

Un cisma interno, que bien recuerda a las turbulentas jornadas previas al Congreso de Valencia, al que Mariano Rajoy no tiene intención de dar respuesta. Y es que, según un portavoz autorizado, el líder de los populares no tiene previsto protagonizar ningún acto en toda la semana, a pesar de que el jueves es el único día festivo.

“Está de vacaciones”, zanjan en el bastión general de los populares, que apuntan a Javier Arenas como “hombre de guardia” estos días. El líder del PP volverá al trabajo el día diez de enero, si bien en su agenda no hay apuntada ninguna rueda de prensa en fechas próximas.

Acceda a los 77 comentarios guardadosClick aquí

Lo más popular