Opinión
Noticias y opinión en la red
25-III-2012

Los expertos en bazofia se pronuncian

La presencia del equipo de "intelectuales" orgánicos de la izquierda en los actos de apoyo a la huelga del próximo jueves es una escena habitual en este tipo de rituales. Los mismos que apoyaron a Zapatero hasta que acabó de destrozar a la nación entera, condenando a casi dos millones de familias a la indigencia, ahora tienen el cuajo de reverdecer pasadas afinidades políticas para protestar contra los que intentan poner remedio a la tragedia provocada por las ideas que todos ellos profesan.

Como las ratas de los barcos desvencijados, todos sin excepción saltaron de la nave patroneada por su admirado Zapatero cinco minutos antes de que se estrellara en los acantilados electorales pero, superado el estupor, vuelven de nuevo a la carga defendiendo las mismas estrategias políticas de la mano de unos sindicatos con los que compiten en nivel de patetismo.

Estos autodenominados representantes de la cultura son tan desvergonzados que se atreven a denunciar un sistema, el de libre mercado, gracias al cual muchos de ellos, precisamente los que llevan la voz cantante en estos aquelarres promarxistas, son hoy ricos y famosos. Sus ataques a la libertad que les permite un elevado tren de vida sólo cabe entenderlos desde su interés en evitar la competencia, porque si es cierto que actúan con sinceridad cuando denuncian el "capitalismo" entonces entraríamos de lleno en el terreno de la psiquiatría clínica.

Su apoyo a la huelga general del próximo jueves es otro más de los "servicios cívicos" de esa parte de nuestros artistas, muchos de los cuales viven a costa del esfuerzo de todos los que pagamos impuestos porque su talento les impide valerse por sí mismos. En lugar de callar pudorosamente dada su condición de paniaguados, llegan al extremo de tratar de insultar a los medios de comunicación que critican las estratagemas de dos corporaciones paraestatales, empeñadas en cercenar el presente y el futuro de los que no pueden lucir relojes de alta gama o viajar en cruceros de lujo como hacen sus principales dirigentes.

Una vez más, los parásitos de las partidas presupuestarias de la cultura y los millonarios talentosos llevan la voz cantante para promocionar una algarada que bajo pretextos laborales va a suponer un grave perjuicio a todo el país. Sólo una ventaja tendrá la participación de todos ellos en la jornada de huelga. Al menos por un día, dejarán de maltratar a la verdadera cultura española y de ofender a los que les pagamos el diezmo obligatorio.

Acceda a los 8 comentarios guardadosClick aquí