Menú

Perros, lobos y perros-lobo

La polémica se encuentra en su punto más caliente y está a punto de estallar una guerra entre cazadores y ecologistas que nos remonta a tiempos pasados.

0
Lobo checo | Pixabay/CC/skeeze

Tras la manifestación celebrada en Madrid en petición de que el lobo sea considerado especie integralmente protegida, he recibido numerosas preguntas acerca de si "eran verdaderos lobos" los ejemplares caninos que acompañaban a los manifestantes.

Pues bien, a pesar de su apariencia casi exactamente lobuna, no eran lobos sino perros pertenecientes a una de las razas caninas más modernas, reconocida como tal en los años ochenta; los presuntos lobos eran en realidad "Lobos checos", que es el nombre por el que se conoce a esta estirpe canina.

La utopía de tener un lobo en casa como fiel amigo es tan remota como difícil de conseguir, pero en varias ocasiones la selección canina nos ha proporcionado tipos de perros-lobo más parecidos al ancestro lobuno que a otras razas de canes: este es el caso del Lobo checo.

En realidad deberíamos decir "lobo checoslovaco", pues aunque Checoslovaquia haya desaparecido como estado, fue allí, en el año 1955, donde se reconoce el origen de los experimentos que condujeron a esta raza canina, al parecer por cruzamientos entre perros de pastor alemán y auténticos lobos de los Cárpatos.

Como en el caso de Pastor Alemán a comienzos del Siglo XX, también fueron militares quienes llevaron a cabo los cruzamientos iniciales, tratando en el caso del lobo checoslovaco de conseguir unos perros de policía fronteriza suficientemente impresionantes, y desde luego lo lograron.

Los genes lobunos están también relativamente cercanos en algunas razas caninas que hace pocos años estaban en verdadero auge, como los Huskys siberianos y los Alaska Malamuten , pero los modernos lobos checos son los más lobunos de todos los perros que hayamos conocido.

Los lobos checos comparten la belleza del lobo y también bastantes aspectos de su conducta, lo que no quiere decir que no puedan ser excelentes perros de compañía. Como los propios lobos son muy fieles al jefe de la manada, es decir a su amo humano, pero éste no debe defraudarles y tendrá que hacerse merecedor del título de líder.

Indiferentes con los extraños y buenos compañeros de juego para los niños. Pueden vivir en un apartamento pero necesitan salir varias veces al día, correr y jugar. No olvidemos que los verdaderos lobos pueden recorrer cincuenta kilómetros diarios trotando de manera incansable.

Los ojos oblicuos, las orejas cortas, la cola de implantación alta y los colores lobunos del pelaje hacen del pastor checo un fidelísimo retrato de su ancestro, pero esperemos que no sea esta reproducción lo único de aspecto lobuno que puedan contemplar en el futuro nuestros descendientes ibéricos.

En Portugal el lobo está restrictamente protegido, en España como es bien sabido esta protección sólo rige de la frontera del Duero hacia el Sur, al Norte se considera pieza cinegética si bien con numerosas excepciones.

La polémica se encuentra en su punto más caliente, y está a punto de estallar una guerra entre cazadores y ecologistas que nos remonta a tiempos pasados y que no puede conducir a nada bueno. La presunta destrucción de "cabañas cinegéticas" por parte de algunos conservacionistas del lobo se encuentra en estos momentos sub-iudice, y así debe por el momento respetarse.

El mismísimo Félix Rodríguez de la Fuente fue en su momento atacado, con verdadera virulencia, por parte de habitantes del medio rural a causa de su defensa del lobo, en estos momentos colectivos cazadores piden a Televisión Española el despido fulminante de Luis Miguel Domínguez, uno de sus más fieles sucesores, a causa de sus actividades que, adelantándose el juez califican de delictivas. La mecha está a punto de encenderse

Porque Luis Miguel es un hombre muy querido en medios conservacionistas y un magnífico divulgador que ha realizado, tras la desaparición de Félix, una labor más que meritoria en la pequeña pantalla; recordemos su primer trabajo "Fauna callejera", donde nos enseñó que en el corazón de Madrid anidaban los halcones, o que la biodiversidad contenida en la gran ciudad era muy superior a lo que muchos suponían hasta entonces.

Esperemos que tras este delicado momento las aguas vuelvan a su cauce. Los cazadores cuentan en estos momentos con un espacio televisivo, "Jara y Sedal" que, siendo todo un éxito debe ser complementado con la suficiente divulgación sobre intereses naturalistas no cazadores. Que haya para todos y sobre todo libertad para escoger.

Volviendo a Félix Rodríguez de la Fuente recuerdo perfectamente, porque fui testigo presencial de muchas de sus conferencias, cómo trataba de aclarar el origen de los daños que se atribuían al lobo y los que realmente ocasionaban los perros asilvestrados. Estos últimos se han minimizado como consecuencia de la mejor gestión de las rehalas de montería y de la lucha contra el tremendo problema del abandono de perros. No hay que bajar la guardia en este sentido.

En su mayor parte los colectivos del Medio Rural no están de acuerdo con la declaración de "lobo vivo lobo protegido" en todo el territorio español, y suelen decir que en la ciudad se mitifica al lobo, es verdad, pero a lo mejor en el mundo rural se cae en el extremo opuesto.

Y si alguien me pide que deje a un lado el terreno de lo tibio y me moje en estas aguas ardientes, tengo que decir que mi corazón está por la protección total del lobo, mi cerebro de profesional de la biología me conduce al terreno de la gestión inteligente con intervención de control en casos muy concretos de presión sobre el ganado, y que si entre todos son tan torpes que terminan acabando con los últimos lobos ibéricos, me van a ser muy desagradables las fechas del pago de mis impuestos.

Miguel del Pino Luengo es biólogo y catedrático de Ciencias Naturales.

En Tecnociencia

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Los dos 'palos' que esperan a los pensionistas del futuro (y de los que nadie les avisa)
    2. Marhuenda confunde a Rajoy con el mismísimo Dios
    3. Úrsula Corberó posa "en tetis" y desafía la censura de Instagram
    4. La incómoda pregunta de Antonia dell'Atte a Ana Obregón sobre Alessandro Lequio
    5. FAES responde al 'New York Times'
    0
    comentarios

    Servicios