Menú

El odio de Gala a los católicos y la paella de Ussía con la familia Pajín en Benidorm

ETA es la protagonista de la prensa. Los homenajes prohibidos, las liberaciones y las ayudas de El País lo corroboran.

0

La carrera sucesoria en el PSOE puede convertirse en un culebrón la mar de gracioso. A Rubalcaba y Chacón, El Mundo se empeña en agregarles rivales variopintos. En su hipódromo, el diario de Pedro J. sitúa a la cabeza de manera destacada a ¡Leire Pajín!, seguido de Tomás Gómez. No leen mal. No sabemos si es una broma de mal gusto o los caballos de sus rivales tienen un lastre de nombre ZP. La cosa se pone entre interesante y esperpéntica.

Mientras tanto, David Gistau da unos cuantos mamporros a Ruiz Gallardón por su obsesión de eliminar a los mendigos de la calle. Afirma el columnista que para el alcalde "los mendigos de Madrid serían pordioseros profesionales que prefieren pedir a trabajar en bolsa". De manera irónica afirma que Gallardón "obrará el milagro de la desaparición del mendigo sin recurrir a un bidón de gasolina" disfrazando su autoritaria decisión de "solidaria".

Siendo hoy Domingo de Ramos, fecha muy señalada para los católicos, Antonio Gala no podía faltar a su cita con el odio para atacar a la Iglesia. Dedica toda, toda enterita, su "Tronera" a dejar salir sus fobias. "La Iglesia es cualquier cosa menos ejemplar. O generosa". Yo sólo dejo caer una palabra: Cáritas, por poner sólo un ejemplo. Además critica que se considere "cristianofobía la enseñanza de valores no religiosos en Europa, lo mismo que los atentados contra fieles en Oriente Medio". Indica mi querido Gala que "la tradición católica considera pecado cuanto no le conviene" y espeta que si la Iglesia "desea una escuela católica, que la funde ella y la pague". Fíjate que pensaba yo que esto ya existía.

La Razón nos cuenta este domingo la historia del "clan Troitiño". Entre Antonio, puesto en libertad por eso de que nuestro Estado de Derecho es generosísimo, y su hermano Txomin, suman la escalofriante cifra de 43 asesinatos. Casi nada. Pero es que lo de esta familia es de traca porque el sobrino del ahora hombre libre ya está en Alcalá Meco en prisión. Unos angelitos.

Y Ussía está impresionado con el cartel de Tomás Gómez en el que aparece disfrazado de guerrero. El escritor lo define como una imagen en la que "el arte y la sutileza" van de la mano. Pero indica algo que la gente no ha visto: "el autor, quizá emocionado por la culminación de su trabajo, se ha olvidado del cuello del guerrero. La cabeza del valiente guerrero medieval surge directamente de las clavículas". Ante esto, dice, "he decidido interrumpir mis vacaciones en Benidorm, renunciar a la paella en casa de los Pajín, y retornar de inmediato a Madrid para poder disfrutar de la maravilla antes de que la quiten".

Por su parte, El País abre su portada y da una importante cobertura a justificar su política sobre ETA. Habla el diario de Prisa de un informe confidencial de las Fuerzas de Seguridad que afirma que "ETA atraviesa un gran vacío de poder, inseguridad y confusión". De nada sirven las toneladas de explosivos incautadas, que para El País la banda ya está muerta. Pues menos mal que lo estaba, que se lo digan al gendarme francés.

La contraportada de este diario va para Fernández Vara, curiosamente uno de los que primero se manifestó a favor de Alfredo Pérez Rubalcaba. Cosas de la campaña electoral en el seno del PSOE, ya saben. Dice el presidente extremeño que es "muy besucón y muy tocón" y confiesa que "en las tareas domésticas, nada". Como se entere Pajín y su compañera Aído, está apañado el pobre extremeño.

En La Gaceta, Francisco José Fernández de la Cigoña se pregunta si se puede ser socialista y católico. Asegura que no entiende "cómo algunos católicos pueden compaginar su voto y todavía menos su militancia en el PSOE". Así pone de ejemplo el catolicismo de Bono, "comulgando con Zerolo en Entrevias y votando la Ley del Aborto es seguramente el ejemplo más sonado de esa incongruencia interesada".

Antonio Burgos se pone sentimental en ABC al evocar la llegada de la Semana Santa. Dice el columnista andaluz que "la Semana Santa son los padres". ¿Que por qué? Pues porque "sin nuestros padres, nosotros no tendríamos ahora la emoción de estas horas de vísperas". Sigue diciendo que "fueron nuestros padres, llevándonos de la mano, quienes nos enseñaron a deleitarnos con estos olores, con estos sonidos. A alabar al Señor y a su Madre". Seguro que Burgos sabrá disfrutar de esta semana tan especial.

Y la indignación de Ignacio Camacho con Zapatero sigue sorprendentemente creciendo aún más. "Míster Bean, en China", titula su columna en el diario de ABC y asegura que "a veces ciertos personajes insisten en parecerse a su caricatura; en Asia Zapatero ha sido más Mr. Bean que nunca".

En Sociedad

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Muere Carlos Cadaval, hermano de Los Morancos
    2. Makoke desvela por error que 'Sálvame' es grabado
    3. Se filtran fotografías íntimas de la actriz Anne Hathaway
    4. Los okupas toman el barrio del Raval: "Volví de vacaciones y encontré un hombre en mi casa"
    5. Así es el primer amor de Andrea Janeiro
    0
    comentarios
    Acceda a los 8 comentarios guardados

    Servicios