Menú

Bertone, con los días contados: ¿quién le sucederá y qué línea se impondrá?

La era Bertone toca su fin en un momento en el que las aguas en el Vaticano bajan revueltas. Un español, entre los candidatos a sucederle.

0

El Vaticano vive es en estos momentos una actividad frenética en una institución que tradicionalmente ha apostado por ir sin prisa pero sin pausa. La fuga de documentos, la investigación que están llevando en su seno destacados príncipes de la Iglesia, los numerosos cambios en la Curia y el papel del cuestionado secretario de Estado, Tarcisio Bertone, son algunos de los temas candentes en este momento en la Santa Sede.

Sin embargo, el nombre de Bertone aparece en muchos de los sucesos. Ya sea por la fuga de documentos que irían en contra de su gestión y también por su más que pronta salida de la secretaría de Estado, renuncia que presentó ya hace tres años pero que no fue aprobada por el Papa Benedicto XVI.

El 2 de diciembre de 2009, Bertone cumplió 75 años y presentó su renuncia al Papa. Sin embargo, el Pontífice decidió confirmarlo en su cargo de secretario de Estado. Pero los años son los años y el cardenal salesiano tiene la jubilación muy cercana y no tanto por el escándalo del Vatileaks, sino más bien por una mera cuestión de edad. De hecho, la filtración de documentos no habría puesto en tela de juicio la confianza de Benedicto XVI en su colaborador durante años en la Congregación para la Doctrina de la Fe.

Incluso se maneja una fecha para la sustitución del secretario de Estado: octubre y diciembre de este año. Es decir, en el próximo otoño se produciría el cambio del número dos del Papa. Y es ahí donde entrarían los movimientos y las quinielas.

No es ningún secreto que el hecho de que Bertone ocupara la Secretaría de Estado sin pertenecer al cuerpo diplomático generó un cierto malestar en éstos. Tradicionalmente, este cargo ha estado destinado a diplomáticos dado su especial complejidad. Pero el Papa prefirió una persona de su total confianza.

Ahora el relevo de Bertone tiene dos caminos. Por un lado volver o no a colocar un diplomático y si el nuevo secretario de Estado será italiano o de otra nacionalidad. Los candidatos empiezan a aparecer y los hay para todos los gustos.

Todo hace indicar que al haber un Papa alemán, lo normal es que el secretario de Estado fuera italiano. Pero no siempre fue así puesto que Juan Pablo II tuvo como segundo durante un tiempo a un no italiano. Aquí es donde se abre el abanico y hasta donde entra un español en escena.

Tres son los nombres que suenan con más fuerza: Dominique Mamberti, Pedro López Quintana y Luigi Ventura. A estos habría que unir otros nombres como los cardenales Filoni o Sandri.

Pedro López Quintana- Proveniente de la carrera diplomática, este obispo español nació en Barbastro en 1953. Es uno de los nombres que suena con más fuerza para sustituir a Bertone. Actual Nuncio Apostólico en Canadá sería el protegido y candidato del cardenal Marc Oullet, prefecto de la Congregación de obispos, es decir, el responsable del nombramiento de los futuros prelados. Además cuenta con la ventaja de que Oullet es del círculo más íntimo del Papa, que incluso le ha convocado como consejero para los últimos escándalos que han salpicado en el Vaticano.

López Quintana ha sonado en varias ocasiones para alguna sede episcopal española. Para esta quiniela tiene además el beneficio de haber sido con Juan Pablo II responsable de Asuntos Generales de la Secretaría de Estado. Después fue también Nuncio en Nepal e India. Habla español, italiano, francés, inglés y portugués.

Dominique Mamberti- Este francés nacido en 1952 sería el sustituto natural de Bertone puesto que actualmente ocupa el cargo de secretario para las Relaciones con los Estados, es decir, el ministro de Exteriores del Vaticano. Proveniente igualmente de la carrera diplomática tendría el mismo inconveniente que Quintana, no ser italiano. Aún así está muy valorado tras su paso como Nuncio en Sudán, Eritrea y delegado en Somalia. Antes pasó por Chile, Argelia, Líbano y la ONU. En la Santa Sede le consideran un experto en América Latina, África, el mundo islámico y las Naciones Unidas.

Luigi Ventura- El candidato italiano y uno de los tapados. Cumple el requisito de su nacionalidad y su carrera diplomática. Nacido en 1944 ha sido Nuncio en Costa de Marfil, Burkina Faso y Niger. Además, ocupó también este cargo Chile, Canadá mientras que su actual destino es la Nunciatura de Francia en París. Del mismo modo, sirvió en la Sección para las Relaciones con los Estados en el Vaticano.

 

A pesar de ello aparecen otros nombres que estarían en la terna y que también tienen otras ventajas. Aquí se encuadrarían Filoni o Sandri. Ambos tienen el capelo cardenalicio, también muy importante para el cargo de secretario de Estado del Vaticano. Cardenal, italiano y proveniente de la carrera diplomática, Fernando Filoni es actualmente prefecto para la Evangelización de los Pueblos. Aunque nombrado para este cargo en 2011 podría volver a su ‘casa’ para este puesto de tal responsabilidad. Anteriormente fue sustituto de la Secretaría de Estado para los Asuntos Generales, tercero del Vaticano. Igualmente fue Nuncio en Jordania, Irak y Filipinas.

Por su parte, Leonardo Sandri es un cardenal argentino de origen italiano. Actualmente es prefecto para la Congregación de las Iglesias Orientales y anteriormente fue Nuncio en países como Venezuela o México, trabajando igualmente durante años en la Secretaría de Estado del Vaticano.

El Papa se rodea de gente de confianza

La situación que se vive en el Vaticano en las últimas semanas ha puesto de manifiesto cómo el Papa se ha rodeado de su personal de confianza para resolver esta crisis. De hecho, son constantes las reuniones que tiene con ellos y hasta el equipo de cardenales que ha nombrado para investigar la fuga de documentos.

Este grupo de apoyo se vio claramente el pasado día 23 cuando un grupo de destacados cardenales fue recibido por el Papa. Uno de ellos era el cardenal de Sidney, George Pell, muy apreciado por Benedicto XVI; Marc Oullet, prefecto de la Congregación para los Obispos; Jean-Louis Tauran, presidente del Pontificio Consejo para el Diálogo Interreligioso; Camillo Ruini, vicario general emérito del Papa para la diócesis de Roma y expresidente de la Conferencia Episcopal Italiana; y por último Jozef Tomko, prefecto emérito de la Congregación para la Evangelización de los Pueblos.

Éste último forma además parte de la comisión que investiga esta fuga de documentos. El presidente es el cardenal español Julián Herranz y el tercer miembro es el también purpurado Salvatore Di Giorgi.

En Sociedad

    Recomendado

    Lo más popular

    1. Jordi Cuixart: "El objetivo era protestar, no impedir los registros"
    2. Los muertos podrían seguir conscientes durante horas
    3. El 'Girautazo': antológico repaso del portavoz de Cs a CiU sobre Tarradellas en La Sexta
    4. Iglesias se ve forzado a escribir una carta a sus militantes para explicar su posición sobre Cataluña
    5. Crece el temor a un "enfrentamiento civil" y ya se habla del Ejército
    0
    comentarios
    Acceda a los 5 comentarios guardados

    Servicios