Así expulsaron los invitados de una boda en Valladolid al marroquí que gritó "Alá es grande"

Los invitados a una ceremonia en la Iglesia de San Pablo de Valladolid redujeron y expulsaron al individuo que se resistió con gran violencia. 

2017-06-05

Un individuo de 22 años, de nacionalidad marroquí, fue detenido este sábado tras interrumpir una boda que se celebraba en la iglesia de San Pablo de Valladolid, en torno a las 18:30 horas, al grito de "Alá es grande", según confirmaron a Europa Press fuentes de la investigación. 

Una vez comprobado que no había explosivos, la ceremonia se reanudó. El arrestado, residente en Valladolid con permiso de estudiante, está acusado por alteración del orden público, amenazas y un delito contra los sentimientos religiosos.