Más Messina y... Jared Sullinger

Tirando a Fallar

2011-03-09

Por Antonio Rodríguez

En vísperas de una nueva jornada liguera, veremos al primer Real Madrid "huérfano" de Messina en temporada y media. No quiero hacer más comentarios respecto a la situación. Ya todos han opinado, de forma más o menos profusa. Aún así, me gustaría poner una apostilla tras leer la última reflexión de Juanma Iturriaga en su blog de "El Palomero", donde habla de la capacidad de liderazgo, o mejor dicho, de la falta de ella, en el vestuario, entre los jugadores.

Él sabe mucho de esto, puesto que vio un vestuario muy jerarquizado a su llegada. Y lo que decían Brabender, Corbalán y Rullán, iba a misa. De hecho, advertencias entre ellos hacia su persona, de "cuidado con el vasco éste, que viene con aires rebeldes y muy crecidos". Se integró en la jerarquía. Los años pasaban, y se trasladó a Corbalán, Fernando Martín y él quienes mandaban. Y se respetaba, porque funcionó durante muchos años.

Los chicos nacionales de la actual plantilla del Real Madrid hoy día, son buena gente. Buenos tipos, entregados y opino que con un buena dosis de compromiso. Sin embargo, si esta jerarquía previa la hubiesen conocido y la hubiesen usado, habrían atajado a tiempo las desavenencias con el entrenador. Y, o se habría precipitado su marcha o remarían todos en la misma dirección.

En el programa de la pasada semana, se introdujo esa secuencia contrarreloj de 120 segundos sobre NCAA, baloncesto universitario estadounidense. Y aquí me tenéis, con una pila de DVD’s tras de mí, de partidos no vistos aún, intentando desentrañar los misterios de los favoritos y los posibles clasificados en el "Big Dance".

Y veo a Ohio State, el actual número 1 de la nación, y me fascina su simpleza en la pista. Sigo pensando en Kansas como favorito al título. Pero me fascina su simpleza y contundencia. Me huelen al Louisville de Wes Unseld de principios de los 60, o a Houston de Elvin Hayes de finales de esta década. Y todo, porque cuentan con su pívot Jarred Sullinger. ¿Quién ha sido el genio que ha enseñado a este chico jugar así? Con poco más de 2 metros y 19 años aún, sabe jugar con balón y sin él, y pasa, y se mueve de lujo y valora todas las opciones posibles. Para los entendidos del basket USA, los dos ejemplos previos, valen.

Para los que se han criado "mamando" el baloncesto de aquí, un Audie Norris: un poco menos explosivo, un poco más contundente, pero muy semejante. Un lujazo de niño, que calla bocas a todos los "enteraos" que pregonen que el baloncesto USA es solamente físico. Mientras, ellos siguen reinando las categorías inferiores con más orden que ningún rival. Atrevida ignorancia.