Sigue la operación salida del Real Madrid: Luca Zidane al Racing y James negocia con el Nápoles

Sergio Valentín

Luca Zidane se marcha al Racing en calidad de cedido. Jorge Mendes negocia con el Nápoles la salida de James pese a que prefiere jugar en el Atlético.

Sergio Valentín | 2019-07-09

Siguen sucediéndose movimientos en la operación salida del Real Madrid. Este martes, los jugadores que no están de vacaciones cogen un avión rumbo a Canadá para comenzar la pretemporada. Sin embargo, no se subirá en ese avión Luca Zidane, portero del Real Madrid e hijo del técnico Zinedine Zidane. Como contamos este lunes en El Primer Palo, el guardameta ya ni estuvo el lunes pasando las pruebas médicas. Con permiso del club, tenía el día libre para decidir su futuro y finalmente ha optado por el Racing de Santander.

Luca Zidane se marchará al Racing, club que acaba de lograr el ascenso a Segunda División. La cesión es por una temporada y será su primer test para ganarse un puesto en el fútbol profesional tras haber jugado sólo en el Real Madrid Castilla. Luca tenía claro que debía dejar el Real Madrid. Hay dos posibilidades y ninguna le favorece. Si Keylor Navas se queda, pese a que está buscando equipo, sería el tercer portero de nuevo. Si el costarricense se marcha, también sería el tercer portero porque en el club quieren que Andriy Lunin sea el segundo portero si Keylor no continúa.

Por otro lado, según pudo saber Libertad Digital, se ha producido una reunión entre Jorge Mendes y el director deportivo del Nápoles, Cristiano Giuntoli, para intentar avanzar el traspaso de James Rodríguez. Dicha reunión fue transmitida a los dirigentes del Atlético de Madrid porque Mendes estuvo en la presentación de Joao Félix en el Wanda Metropolitano.

El agente les comunicó que James tiene el deseo de jugar en el Atlético de Madrid pero que la operación, por la voluntad del Real Madrid, es muy complicada. Esta dificultad hace que las posibilidades de que el colombiano se marche al Nápoles crezcan con el paso del tiempo. El Real Madrid está pidiendo un traspaso y no una cesión. Y también un precio superior a los 40 millones de euros.

Quien tampoco se subiría al avión del Real Madrid con destino Canadá es Isco Alarcón. En este caso porque el malagueño va a ser padre en las próximas horas. De esta forma, el andaluz se incorporará a la concentración del equipo en los próximos días.