Estado Islámico corta las orejas a 23 de sus propios combatientes

El califato terrorista, que atraviesa sus horas más bajas en los campos de batalla, aplica también la Sharia a los suyos.

LD/Agencias | 2017-07-29

Estado Islámico ha cortado las orejas a 23 de sus combatientes tras ser hallados culpables del delito de "cobardía en combate" tras huir de los frentes abiertos en la provincia iraquí de Nínive, según fuentes locales aseguran a Alsumaria News, de lo que se hace eco Europa Press.

La sentencia fue dictada por un tribunal de Sharia (ley islámica) y todos los combatientes pertenecían a la misma provincia de Irak, ahora mismo inmersa en una batalla entre yihadistas y fuerzas afines al Gobierno iraquí en varios puntos de su lado oeste.

El juicio tuvo lugar en la localidad de Tal Afar, el nuevo bastión de la organización yihadista en Irak tras la caída de Mosul. Tras las amputaciones, todos los condenados fueron llevados a prisión.