Los fideos instantáneos, la nueva moneda de moda en las prisiones de EEUU

Ha sustituido al tabaco, que hasta ahora parecía imbatible. Para el trueque, su valor es muy superior a su coste en el economato.

Libertad Digital | 2016-08-23

Adiós tabaco, hola fideos instantáneos. Un reciente estudio elaborado por el Departamento de Sicología de la Universidad de Arizona, hecho público este lunes, ha puesto de manifiesto que los fideos instantáneos, popularmente conocidos como ramen o noodles, han sustituido al hasta ahora imbatible tabaco como la moneda de cambio más popular en los centros penitenciarios de Estados Unidos.

Según informa el diario británico The Guardian, la conclusión se ha obtenido tras realizar un estudio a más de 60 presos pertenecienten a una prisión estadounidense que no es citada por motivos de privacidad y consultar otros realizados previamente sobre las costumbres en prisión. La razón de este cambio sería el hecho de que la crisis económica ha hecho disminuir la cantidad y calidad de la comida que se suministran de manera habitual a los presos norteamericanos.

"Los fideos instantáneos son fáciles de conseguir y tienen una alta aportación de calorias. Hay una gran cantidad de presos que pasan todo el día trabajando o haciendo ejercicio y no tienen suficiente energía con la alimentación que le facilitan en prisión", explica Michael Gibson-Light, autor del estudio, quien recuerda que ya hace años que se venía detectando el incremento de la popularidad de los ramen o noodles en los centros penitenciarios.

El estudio dice que con la crisis y el cambio de empresa concesionaria, los presos pasaron de ser alimentados con tres comidas calientes al día a recibir dos comidas calientes al día y un almuerzo frío durante la semana y a sólo dos comidas calientes al día durante el fin de semana.

También analiza en el estudio el valor que tienen los fideos instantáneos. Dice que pese a que en el economato de la prisión sólo cuestan 59 centavos de dólar, su precio real en el centro penitenciario es mayor y ha podido comprobar transacciones como intercambiar dos pack de ramen por una sudadera cuyo precio en el economato es de 10,81 dólares o un pack de 5 cigarros de liar que tiene un costo de 2 dólares por un pack de noodles.