Pablo Iglesias logra controlar a los críticos hasta el 20D

Míriam Muro

La cúpula de Podemos promete a los críticos que los escuchará en enero, cuando el partido celebre un congreso en el que pueden saltar chispas.

Míriam Muro | 2015-11-23

"Un país contigo, Podemos", ése será el lema del partido morado para las próximas elecciones generales del 20 de diciembre. Íñigo Errejón ha sido el encargado de presentarlo este lunes en una rueda de prensa en la que ha querido dejar claro que, hasta el 20 de diciembre, en la dirección cuentan con todos sus miembros, incluidos los críticos, para dar una imagen de partido unido. Los problemas para Podemos llegarán con el año nuevo.

Tal y como ha indicado el propio número dos de Podemos cuando ha sido preguntado por las críticas que han recibido por los "dedazos" de Pablo Iglesias en las listas para las generales, en estos momentos todos, destacando a la crítica Teresa Rodríguez, "están volcados en la campaña". Según Errejón, en el partido no hay ahora "ni un gramo de energía para destinar a ninguna otra causa que no sea la transformación de nuestro país".

Y ese es el ruego de la formación, especialmente a los más críticos, que en este mes escaso que queda para las elecciones permanezcan unidos y centrados en la campaña. Una especie de pacto de no agresión que durará hasta después de las elecciones. Será entonces cuando, desde la cúpula, han prometido que se van a escuchar las reivindicaciones del "alma crítica" de Podemos.

Un nuevo congreso en enero

"Después de las elecciones del 20 de diciembre seguirá habiendo muchos retos por delante", ha afirmado Errejón, y así será. El partido tiene previsto, en los primeros meses del 2016, realizar un nuevo congreso, una asamblea extraordinaria, que tendrá que ver mucho con los resultados electorales.

Si las encuestas se cumplen, y se confirma que Podemos queda en cuarto lugar, los críticos verán reforzada su teoría de que la hoja de ruta en estos meses no ha sido la correcta. Y será entonces cuando se oigan realmente sus reivindicaciones, principalmente aquellas que aseguran que el partido se está convirtiendo en uno mas de la casta, con prácticas "poco democráticas", como lo ocurrido en la elección a dedo de algunos miembros en las listas.

Pero, por ahora, hasta el 20D, las directrices están claras. Este mismo fin de semana Errejón se ha reunido con representantes de los grupos parlamentarios del partido en Madrid para reiterar que tienen que estar "todos al servicio de la campaña". "Hay que utilizar el trabajo parlamentario y todos los medios posibles para ser útil en ella", indicó Errejón según fuentes cercanas a la dirección. Después, en enero, ya se verá.