Bruselas pide "nuevos esfuerzos" para reducir la deuda pública

La Comisión alerta sobre el elevado nivel de endeudamiento y avisa de que existe el riesgo de que el paro a largo plazo se convierta en "estructural".

Libre Mercado | 2015-05-13

España tiene todavía un largo camino de reformas y ajustes por delante. Al menos así lo cree la Comisión Europea, que este miércoles ha publicado sus recomendaciones en política fiscal y económica dirigida a los países miembros de la UE. El Ejecutivo comunitario reconoce el mérito del Gobierno y confirma la "estabilización" de la situación de los últimos dos años y los avances macroeconómicos que han tenido lugar.

Sin embargo, advierte, sigue habiendo numerosos "desequilibrios", muchas reformas que se han quedado a mitad de camino y unas cuantas que ni siquiera se han puesto en marcha. Bruselas mantiene una larga lista de deberes para el Ejecutivo de Mariano Rajoy o para su sucesor. Y hay que recordar que las recomendaciones de la UE cada vez son menos consejos y más una lista de obligado cumplimiento. Luego, el Gobierno de cada país tiene cierto margen de maniobra, pero al menos sobre el papel tendrá que seguir los dictados marcados desde la capital comunitaria.

Quizás lo más destacado del documento es que la Comisión Europea cree que aún queda mucho camino antes de completar el ajuste y pide "medidas estructurales necesarias" en 2015 y 2016 para garantizar la reducción del déficit por debajo del 3% del PIB. Junto a esto, reclama que se que refuerce la transparencia de las cuentas regionales. Además, Bruselas pide que los salarios se vinculen a la productividad y que se tomen medidas extra para impulsar ésta.

Estas peticiones están incluidas en las recomendaciones en materia de política económica y reformas que el Ejecutivo comunitario ha dirigido a España, y que se centran en cuatro apartados: situación fiscal, sector financiero, mercado laboral y entorno regulatorio. Las recomendaciones deben ser aprobadas ahora por el Ecofin y por los jefes de Estado y de Gobierno de la UE en la cumbre de finales de junio.

Desequilibrios, toques de atención y propuestas

El documento distingue entre desequilibrios (riesgos a medio plazo), medidas no aplicadas (los autores hablan de "escasos avances) y propuestas para solucionar los anteriores problemas. El siguiente es un resumen por categoría:

Desequilibrios:

Toques de atención: la Comisión habla de "escasos avances" en numerosos aspectos y pide que España vuelva a las "recomendaciones" planteadas en anteriores documentos. En concreto, destaca que el Gobierno se ha quedado muy corto en las siguientes cuestiones:

Propuestas: la última parte del documento está dedicada a las medidas para el futuro a corto plazo. En realidad, lo que plantean es la consecuencia lógica de los anteriores puntos. Es decir, allí donde se había dicho que no se habían producido avances, se proponen nuevas medidas: