La Fiscalía: "Bolinaga va a superar todos los registros de superviviencia"

Angela Martialay

El fiscal critica el informe emitido por el Hospital de Donostia y solicita que se realice otra evaluación a Bolinaga.

ÁNGELA MARTIALAY | 2013-07-09

En un durísimo escrito de cuatro folios, la Fiscalía de la Audiencia Nacional señala que nos encontramos ante "la evidencia" de que el etarra Iosu Uribetxebarria Bolinaga ni era "un enfermo terminal" cuando se le concedió la libertad condicional en agosto de 2012, ni se encontraba "con riesgo patente para su vida", "ni su estancia en prisión constituía un peligro para él", ni su "excarcelación total estaba justificada conforme a la libertad vigente".

De esta contundente forma, el Ministerio Fiscal pide ahora al juez de Vigilancia Penitenciaria José Luis Castro la realización de un nuevo informe médico sobre el estado de salud actual del miembro de ETA. Asimismo, el fiscal Pedro Rubira va un paso más allá y señala que "la supervivencia del penado lleva camino de superar todos los registros conocidos". La Audiencia concedió el verano pasado la libertad condicional al preso alegando que su esperanza de vida no superaría el año quedando fijada la media de supervivencia en 9,2 meses.

La Fiscalía que dirige el fiscal Javier Zaragoza sostiene que "lo que resulta absolutamente indiscutible es que todos los pronósticos –quizás porque los presupuestos de partida era erróneos- de los facultativos especialistas han fallado estrepitosamente" respecto al terrorista secuestrador del funcionario de prisiones José Antonio Ortega Lara.

El penado evoluciona positivamente

Para llegar a esta conclusión el fiscal recoge los datos del último informe médico emitido por el Hospital de Donostia donde se reconocía que Bolinaga había mejorado tras haberse sometido a diversos tratamientos médicos, tal y como informó este diario.

"A día de hoy el penado ha respondido favorablemente al tratamiento, ha evolucionado positivamente en su estado de salud y su pronóstico vital amplía horizontes pese al transcurso del tiempo", subraya el fiscal.

En su escrito, el Ministerio Público también destaca la "manifiesta insuficiencia" y "llamativa falta de rigor" del informe emitido por el servicio vasco de salud ya que no se pronuncia sobre el pronóstico vital actual del terrorista.

El fiscal sostiene que "ninguno" de los informes clínicos aportados al procedimiento señala "que el liberado se encuentre en situación de peligro para su vida". "Todas las metástasis han disminuido de tamaño en el curso del último año lo que revela indiscutiblemente una evolución favorable de la enfermedad", añade Rubira.

Por esta razón, el Ministerio Público sostiene este martes que "procede a realizar una nueva evaluación de las circunstancias actuales que concurren en el enfermo, pues ya sido objeto de un tratamiento específico, y a recalcular la mediana de supervivencia del penado, para poder comprobar si la situación de peligro patente o riesgo inminente para la vida del penado sigue concurriendo en el momento presente".

La Fiscalía ha solicitado que ese nuevo examen médico pericial sea suscrito por la forense de la Audiencia Nacional Carmen Baena, quien mantuvo el verano pasado que el terrorista podía ser tratado de su cáncer con metástasis en prisión.