El País Vasco y Cataluña emiten un total 3.357 millones en “bonos patrióticos"

Pablo Molina

Cataluña pondrá en circulación 2.150 millones, por 1.207 el ejecutivo de Pachi López.

Pablo Molina | 2012-04-03

Las necesidades de financiación externa de las comunidades autónomas son cada vez más acuciantes a pesar de las restricciones propias de los mercados, consecuencia de su baja calificación crediticia, y del techo de endeudamiento fijado por el gobierno para todas las administraciones. Entre las primeras autonomías que han autorizado la puesta en circulación de "bonos patrióticos" están Cataluña y el País Vasco.

En el caso de Cataluña, el ejecutivo de Artur Más ha lanzado una primera emisión de 2.150 millones de euros con vencimiento a dos años ya un tipo de interés (TAE) nada menos que del 5,09%. El plazo para comprar estos bonos será hasta el día 24 de este mes y el desembolso mínimo queda fijado en 1.000 euros.

En cuanto al País Vasco, el gobierno autónomo ha autorizado a sus responsables económicos a que durante el presente año realicen operaciones de endeudamiento hasta un total de 1.207 millones de euros, lo que supone el 11,44% del presupuesto de gastos de la comunidad autónoma vasca para el presente ejercicio. Las emisiones de deuda se realizarán en función de la situación de los mercados, utilizando para ello un amplio abanico de posibilidades con el fin de colocar esos bonos de la manera más rentable posible, aunque a tenor de lo que ocurre con las emisiones de deuda de otras autonomías, es más que previsible que el tipo de interés sea tan elevado como el que tendrán que pagar todos los ciudadanos catalanes para devolver los bonos patrióticos de su ejecutivo regional.