Libertad Digital, entre los afectados por la incautación de Sánchez a los laboratorios

El Gobierno ha confiscado al laboratorio los reactivos de los test serológicos dirigidos a los trabajadores de LD y esRadio y de otras empresas.

Libertad Digital | 2020-04-28

El Gobierno de Sánchez no es capaz de comprar material de protección, ni para los sanitarios ni para la población en general, ni test serológicos en buenas condiciones, pero persigue con saña a quien sí lo consigue y deja en evidencia su enorme incompetencia. La norma que sigue es no sabemos comprar, pero sí confiscar. Cada vez son más las empresas y laboratorios afectados por estas incautaciones, en medio de un clima de auténtico terror, en el que nadie se atreve a denunciar estos abusos. Lógicamente, la consecuencia de esta intervención liberticida del mercado ha sido el desabastecimiento.

No son rumores ni mucho menos bulos, como han intentado descalificar estas informaciones desde el Gobierno y sus medios de comunicación afines. En Libertad Digital lo hemos padecido directamente. El Gobierno ha confiscado los reactivos necesarios para los test serológicos que iban a ser realizados a los trabajadores de varias empresas, entre ellas Libertad Digital y esRadio, con el fin de iniciar la incorporación de la plantilla de forma gradual y cumpliendo con los requisitos del estado de alarma.

La empresa intermediaria entre laboratorios y clientes ha informado de la incautación por parte del Gobierno de los reactivos que se necesitan para la determinación del virus en los laboratorios. Esta situación no es única ni excepcional, ya que el laboratorio también ha indicado que se ha retenido la entrada en España de los reactivos comprados a compañías suministradoras externas.

Desde la empresa intermediaria alertan de las graves consecuencias que está ocasionando las incautaciones de los reactivos para los test de covid-19 en España. Muchas de estas compañías ya están pensando en desviar sus productos para vender en otros países porque ya no se fían de la gestión del Gobierno en España.

En vista de la situación, el grupo Libertad Digital, así como otras empresas de diferentes sectores, se ha visto obligado a cancelar las citas previstas para comenzar los análisis clínicos de la covid-19 a sus empleados.

Libertad Digital se ha puesto en contacto con otros laboratorios que han confirmado estas confiscaciones pero reconocen que por "miedo a represalias" no se atreven a aportar más información, aunque sea de forma anónima.