Bruselas pide a España sanear sus cuentas a medio plazo y critica el gasto en pensiones

"Cuando las condiciones económicas lo permitan, debe perseguir posiciones fiscales prudentes en el medio plazo", señala la CE.

LM/Agencias | 2020-05-20

La Comisión Europea ha advertido este miércoles de que la crisis provocada por la pandemia de Covid-19 incrementará los niveles de pobreza y exclusión social a España, en particular entre las familias con hijos.

Entre las recomendaciones económicas que Bruselas ha publicado para España están marcadas este año por el impacto de la Covid-19 y, en línea con la suspensión de las reglas fiscales, no exige ajustes al Gobierno a corto plazo para reducir el déficit y la deuda. Sin embargo, avisa de que España tendrá que ajustar las cuentas públicas en el medio plazo, una vez superada la emergencia.

"Cuando las condiciones económicas lo permitan, (España debe) perseguir políticas para conseguir posiciones fiscales prudentes en el medio plazo y garantizar la sostenibilidad de la deuda, al mismo tiempo que se refuerzan las inversiones", apunta.

En todo caso, Bruselas critica que el gasto en protección social esté "principalmente orientado hacia la población mayor" y que incluso el gasto en pensiones vaya a crecer "significativamente" en los próximos años. "El difícil contexto económico y social derivado de la pandemia, en cambio, insta a la solidaridad intergeneracional en favor de las generaciones jóvenes", remarca.

Empleo y pymes

Con respecto al empleo, la Comisión Europea destaca que los ERTE han sido "clave" para mantener la renta de los hogares durante la crisis, pero señala también que hay muchos trabajadores temporales con contratos muy cortos que, en caso de paro parcial, no están protegidos por las prestaciones de desempleo.

En este contexto, el informe llama a garantizar que los trabajadores temporales y los autónomos tengan un acceso "adecuado" a protección social y políticas activas de empleo, con el objetivo de "asegurar una recuperación sostenible y la cohesión social".

Por otro lado, el Ejecutivo comunitario piensa que la recuperación debe cimentar se en medidas pactadas entre los agentes sociales, entre las que recomienda la retirada gradual de los ERTE, una revisión del sistema de incentivos a la contratación para "promocionar empleos más sostenibles y condiciones laborables más flexibles.

Con respecto al apoyo al sector privado, Bruselas subraya que las medidas para garantizar la liquidez de empresas, especialmente pymes, más afectadas por la crisis será "crucial" para una recuperación "ambiciosa"

Por último, la Comisión Europea recomienda a España adelantar inversiones públicas "maduras" e impulsar la inversión privada poniendo el foco en las transiciones verde y digital en sectores como la I+D, la producción de energías limpias, el transporte sostenible o la mejora de infraestructuras energéticas.

Gasto sanitario

Por otro lado, "la pandemia ha revelado problemas existentes estructurales, algunos de los cuales derivan de algunas deficiencias en inversiones en infraestructuras físicas y defectos en la contratación y las condiciones laborales del personal sanitario", subraya el texto de la CE.

"Después, los esfuerzos deberían concentrarse en mejorar la resiliencia del sistema sanitario para que pueda recuperar su rendimiento óptimo lo antes posible y afrontar mejor nuevos golpes", continúa el texto. En en futuro la sanidad española tendría que "responder mejor al reto demográfico" y en esto "juega un papel central el desarrollo de la atención primaria y la sanidad electrónica".

El texto cierra el capítulo sobre sanidad advirtiendo de que será "importante" asegurar que la "probable reducción de los recursos por la crisis económica no afecta a la cobertura sanitaria de la población y deriva en desigualdades en el acceso" al sistema de salud.