Casado inicia la ofensiva contra Sánchez y Marlaska: "Qué penosa metamorfosis, del Faisán al pato cojo"

Míriam Muro

Jiménez Becerril acusaba al ministro de ser un "héroe para los independentistas y un villano para los defienden la integridad de la benemérita".

M. Muro | K. Garat | M.Alonso | 2020-05-27

El Partido Popular ha iniciado este miércoles una ofensiva contra el Gobierno para exigir la dimisión del ministro del Interior, Fernando Grande Maslaska, en pleno escándalo por el cese de la Guardia Civil jefe en Madrid, Pérez de los Cobos, y la dimisión del director adjunto operativo de la Guardia Civil (DAO), Laurentino Ceña.

"Qué penosa metamorfosis, del Faisán al pato cojo. Desde Roldán nadie había manchado así a la Guardia Civil. El que sobra, señor Sánchez, no es un coronel, sino su ministro", ha sentenciado Pablo Casado desde su escaño al inicio de la sesión de control. "Ya no le queda un partido al que engañar ni un español al que mentir y es una paradoja macabra que diga que pacta con Bildu, que no ha condenado los atentados de ETA, para salvar vida", ha añadido el líder popular.

Visiblemente molesto Pedro Sánchez contraatacaba acusando al líder del PP de que en estas últimas "diez semanas lo único que ha hecho ha sido posar. Delante de un espejo, al lado de unas ovejas…Compite con la señora Ayuso en posados".

Un Sánchez que acababa su intervención acusando a Casado de estar "al ladito de la ultraderecha": "Si habla como Vox, actúa como Vox y vota lo que Vox podemos inferir todos lo que estamos aquí que, si no es lo mismo, empieza a parecer lo mismo que la ultraderecha".

Jiménez Becerril llama "villano" a Marlaska

La ofensiva del PP contra Marlaska continuaba con la pregunta de la diputada Teresa Jiménez Becerril, que acusaba al ministro de Interior de ser un "héroe para todos los independentistas y un villano para los defienden la integridad de la benemérita y la división de poderes".

"Dice haber perdido la confianza en el coronel Pérez de los Cobos", continuaba la popular que añadía que los españoles habían "perdido la confianza" en el Gobierno: "Márchese y devuélvanos a ese valiente guardia civil con una hoja de servicios impecable".

Jiménez Becerril terminaba su intervención recordando el asesinato de su hermano y su mujer a manos de ETA: "Los mataron por defender la legalidad democrática y no vamos a permitir que su Gobierno la destruya".

"Si Roldán no acabó con la GC, ustedes tampoco"

El número dos de los populares, Teodoro García Egea, se sumaba también a la estrategia del PP en su pregunta al vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias. Egea le preguntaba: "¿Qué más hace falta para que un ministro dimita?", en referencia a Marlaska y, remontándose al duque de Ahumada, fundador de la Guardia Civil, lo comparaba con el DAO dimitido, Laurentino Ceña, quien a su juicio "ha preferido irse que tomar una decisión injusta". El secretario general de los populares concluía contra la bancada azul del Gobierno que "si Roldán [Luis] no logró acabar con la Guardia Civil, ustedes tampoco lo harán".

En tono airado, y poniendo abiertamente en duda la capacidad intelectual de su oponente, Iglesias contestaba: "¿Es usted consciente de lo que acaba de decir, señor García Egea? ¿Ha leído usted el papel que le han escrito? ¿Está usted llamando a la insubordinación de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado?" se preguntaba retóricamente, antes de acusar a la bancada del PP de "reírse en un día de luto oficial", y continuar con su ataque: "¿Está usted pidiendo a los miembros de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado que incumplan las normas que consideren por iniciativa o incitación de ustedes injustas? ¿Usted es consciente, en su enorme lucidez, de lo que está diciendo aquí? Sean ustedes prudentes, que nos estamos jugando la democracia" concluía el líder de Podemos, cerrando su micrófono con un manotazo ostensiblemente brusco.

Una ofensiva coordinada

La portavoz de Hacienda del GPP, Carolina España, también ha denunciado en su pregunta que Marlaska "está traficando con la equiparación salarial" para "sofocar el gran caos y escándalo de ceses y dimisiones". Y ha recordado al ministro del Interior que la equiparación salarial la puso en marcha el PP.

Eloy Suárez ha sido otro de los diputados populares que se ha sumado a esta ofensiva:"Lo que llama pérdida de confianza es sencillamente una venganza" , ha acusado a Marlaska en referencia a la destitución de Pérez de los Cobos. "Si usted acreditara un poco de la dignidad que tuvo como juez habría dimitido ya por injerencias en el poder judicial", ha añadido.

El diputado popular Mario Garcés ha culminado la estrategia coordinada desde el Partido Popular contra Marlaska asegurando que "en su despacho falta el honor, que es divisa de la Guardia Civil".