Iglesias espolea una ofensiva de Podemos para desacreditar a Calvo por reunirse con Cs

Mariano Alonso

Montero y Echenique niegan legitimidad a la vicepresidenta para reunirse en nombre del Gobierno y dicen que busca pactar con la derecha.

Mariano Alonso | 2020-08-03

Agosto comienza con un recrudecimiento nunca antes visto de la batalla larvada entre PSOE y Podemos en el seno del Gobierno. La reunión este lunes en el Congreso de los Diputados de una importante delegación del Ejecutivo, encabezada por la vicepresidenta primera, Carmen Calvo, con la cúpula de Ciudadanos, provocó en la previa el reproche de la ministra de Igualdad, Irene Montero, hacia la formación naranja.

Lejos de remitir, el choque no hacía sino crecer exponencialmente tras el encuentro, de hora y media de duración y en el que se abordaron los problemas de la desescalada y de los rebrotes. La propia Montero y el portavoz parlamentario de la formación morada, Pablo Echenique, convenientemente retuiteados por Pablo Iglesias, lanzaban una andanada contra Calvo, negándole incluso legitimidad para hablar o reunirse en nombre del Gobierno, pese a ser la persona de mayor rango en el mismo, solo por detrás de Pedro Sánchez.

calvociudadanosreunion.jpeg
La vicepresidenta Calvo, durante la reunión de este lunes con Ciudadanos. | Pedro Ruiz.

En unas declaraciones apresuradas a la prensa en una de las puertas de la Cámara Baja que da a la Carrera de San Jerónimo, Calvo había desautorizado a Montero al asegurar que Ciudadanos se había reunido con todo el Gobierno (representado también por la ministra de Política Territorial Carolina Darias, así como por el Secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, José Antonio Montilla y por el Secretario general de la Presidencia, Félix Bolaños) y no solo con la parte socialista del mismo.

Cs gobierna gracias a VOX, por eso no es creible que vayan a apoyar las políticas centrales del gobierno de coalición. Quien mira hacia la derecha no es el Gobierno, sino una parte de él. Cumplir el acuerdo de gobierno implica cuidar la mayoría parlamentaria que lo hizo posible

— Irene Montero (@IreneMontero) August 3, 2020

Poco tardaba Irene Montero en recurrir a Twitter para desmentirla y desacreditarla, acusándola además de buscar alianzas con "la derecha". Con algo más de profundidad, e igualmente con la redifusión cómplice de Iglesias, Echenique destilaba un hilo de cuatro puntos en el que llegaba a afirmar que los acuerdos con Ciudadanos "solo comprometen al PSOE" e insinuaba incluso que los socialistas quieren "cambiar de aliados".

Me veo en la obligación de alclarar:

1. En la reunión de hoy entre el PSOE y Ciudadanos sólo ha estado representado uno de los partidos del Gobierno de coalición. 👇

— ᴘᴀʙʟᴏ ᴇᴄʜᴇɴɪQᴜᴇ 🇪🇸 (@pnique) August 3, 2020

El portavoz morado terminaba mencionando con sorna a su homóloga socialista, Adriana Lastra, y a su expresión de "son matemáticas" habitual cuando comenta la necesidad del Gobierno de explorar alianzas más allá de las de la investidura para sacar adelante los Presupuestos Generales del Estado.

Calvo y Podemos, un enfrentamiento que viene de lejos

El enfrentamiento de Podemos con Calvo ya fue muy sonado el pasado verano, cuando se produjo, en el mes de julio, la investidura fracasada de Sánchez que terminó precipitando la repetición electoral de noviembre.

Durante un pleno monográfico sobre inmigración a finales de agosto, a cuenta de la polémica por el barco Open Arms, la diputada de Podemos Noelia Vera, hoy Secretaria de Estado con Irene Montero en Igualdad, llegó a comparar a la vicepresidenta con el líder de La Liga y entonces ministro del Interior en Italia, Matteo Salvini, algo que enfadó sobremanera a Calvo, como ella misma le hizo saber en la tribuna de oradores, reprochándole a la podemita que hubiera ido "demasiado lejos".