Encuentran vivo, tras darlo por muerto hace 40 años, al exjugador del Barcelona Charles Thomas

Está ingresado en un asilo de Texas y llamó a Carmichael, un antiguo compañero que no daba crédito con su aparición

E.S.A | 2021-03-19

Surrealista situación la que se ha vivido en las últimas horas. Charles Thomas, exjugador del Barcelona que vistió de azulgrana en la década de los ochenta, y a quien se había dado por muerto en 1980, ‘revive’ después de 40 años. Thomas, uno de los primeros especialistas del mate en la ACB, tuvo unos años muy complicados tras colgar las zapatillas. Problemas con las drogas, se separó de su mujer y la leyenda contaba que falleció de manera violenta.

Desde hace 40 años no se sabía nada de él. Todo el mundo lo daba por muerto hasta que Norman Carmichael, compañero de Thomas en el Barcelona, ha destapado la realidad: Thomas sigue vivo. Habló con él a través de una videollamada y, con 74 años, se encuentra en una residencia geriátrica en la localidad de Amarillo, en Texas.

Carmichael ha explicado lo ocurrido en declaraciones a Rac1: "Íbamos en coche con mi familia. Conducía mi hijo. Sonó el teléfono", comentó a lo que añadió: "Mi mujer me dijo que Charles Thomas quería hablar conmigo y yo contesté: lo siento. Debe ser una broma. Charles murió hace años".

Para salir de dudas, Carmichael decidió hacer una videollamada: "Hicimos una videollamada. Pensé que tal vez algún amigo suyo me estaba engañando, tratando de sacarme dinero. Pero a medida que hablamos me di cuenta de que sabía demasiado para ser un impostor. Es increíble, de película".

Carmichael, al enterarse que su amigo Thomas no estaba muerto, se quedó absorto: "Me quedé sin palabras en el momento que vi su cara en la videollamada, lo reconocí por su sonrisa y su forma de hablar. Me habló con mucha calma y en ningún momento me intentó convencer de que era él, sólo quería hablar conmigo".

Thomas vivió un tiempo en México para posteriormente regresar a Estados Unidos, donde malvivió bajo los efectos de su adicción a las drogas. Durante los últimos años ha vivido en un geriátrico en Amarillo, Texas, donde, además, se encuentra a día de hoy.