Fomento se contradice dos veces al intentar desmentir su informe para el rescate de Plus Ultra

Luis Fernando Quintero

El departamento de Ábalos cae en dos importantes contradicciones en un comunicado para negar la información sobre el informe de AESA para la SEPI.

Luis F. Quintero | 2021-03-24

La caribeña sombra del Delcygate sigue cerniéndose sobre el ministro José Luis Ábalos y el departamento de Fomento. Las famosas maletas que bajaron del avión de la vicepresidenta del régimen totalitario de Nicolás Maduro en el aeropuerto de Barajas; el hecho de que Ábalos escoltara a una perseguida de la justicia que por ley no podía aterrizar en Madrid, o la reunión que mantuvieron ambos, constituyen un oscuro capítulo del que se conoce sólo lo que la investigación periodística ha podido destapar.

Con semejante antecedente, no extraña que levante sospechas el rescate por parte del Ejecutivo (a través del fondo de la SEPI) con 53 millones a una aerolínea que sólo opera vuelos entre Madrid y Caracas, Quito, Lima y Guayaquil; que sólo cuenta con un avión (la pandemia del coronavirus le obligó a deshacerse de las otras tres naves con las que contaba); y cuya propiedad está casi en un 50% en Venezuela, en manos de amigos de Delcy Rodríguez y la mujer de Nicolás Maduro, Cilia Flores.

La versión del Gobierno, al que se han ceñido fielmente la vicepresidenta económica Nadia Calviño o la portavoz Montero, es que es responsabilidad de la SEPI y que si se rescató es por ser "financieramente viable" y por constituir una empresa "estratégica".

Pero el ministro clave en este asunto era y es José Luis Ábalos, el mismo que se reunió con Delcy Rodríguez en aquel oscuro episodio de las maletas en Barajas y del que ofreció hasta seis versiones distintas el también secretario de organización del PSOE. En este caso, Ábalos se ha desvinculado depositando toda la responsabilidad en la SEPI.

No obstante, poco a poco las investigaciones periodísticas están tirando del hilo de este escándalo que destapó Vozpópuli. Este miércoles el diario El Mundo publica, citando fuentes gubernamentales, que precisamente el departamento de Ábalos emitió un informe que fue decisivo para que la SEPI liberara los 53 millones para rescatar Plus Ultra. Se trataría de un informe de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA) sin el que el rescate nunca hubiera visto luz verde.

No sólo eso, sino que se trata del único informe emitido por un ministerio del Gobierno, ya que el resto de informes externos son de DC Advisory y el otro de Deloitte. Según publica este diario, en el informe de AESA se recomienda conceder "la ayuda estatal transitoria solicitada a fin de hacer frente a los pagos previstos y mantener su operativa en los próximos 12 meses". Eso sí, esas mismas fuentes descartaban que se analizara la viabilidad de la compañía o su carácter estratégico. Lo que está claro es que el informe desmiente al ministro Ábalos quien el 15 de marzo en rueda de prensa aseguró que "el Ministerio no ha tenido nada que ver, nada que ver" con el rescate de Plus Ultra.

Fomento intenta desmentir el informe

Pero no estaba todo dicho, porque ante esta información del diario de Paco Rosell, a primera hora de este miércoles el departamento de comunicación de Ábalos ha enviado un extenso mensaje a periodistas para desmentir esta información que, a su vez, desmentía a Ábalos cuando se desvinculó del caso. No en vano, el propio comunicado de Fomento entra en contradicciones.

Dice el departamento de Ábalos que es "completamente FALSO (sic) que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agencia Urbana haya participado en ningún caso en el rescate de la compañía Plus Ultra, cuya necesidad determinó la agencia gestora del fondo de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) por su 'carácter estratégico'".

Sin embargo, aunque en este primer punto niega "haber participado en ningún caso" en el rescate de Plus Ultra reconoce que la Agencia Estatal de Seguridad Aérea, que pertenece al ministerio de Fomento, emitió un informe sobre Plus Ultra para este procedimiento. Primera contradicción de un comunicado de seis puntos.

Al mismo tiempo, Fomento niega que ese informe fuera "'un aval decisivo' y mucho menos 'el aval decisivo' para impulsar este rescate". Es decir, que cuando en el punto 1 decía que no había participado, queda desmentido en el punto 2 del comunicado en el que reconoce que hubo informe.

Pero sigue Fomento: la Agencia Española de Seguridad Aérea (AESA) es una agencia independiente que emite informes relativos a su ámbito de responsabilidad, que es el económico de la garantía de la seguridad operacional. Pero a la vez dice que AESA "ni emite ni puede emitir informes sobre el carácter estratégico de una compañía". Finalmente, niega que el informe de AESA analizara u opinara sobre el plan de viabilidad presentado por la compañía para devolver las ayudas públicas.

Es decir, que afirma al mismo tiempo que AESA emite informes sobre "capacidad económica y financiera de los titulares de licencias de explotación concedida por la Autoridad Aeronáutica con el único objetivo de garantizar la seguridad aérea", pero dice que "tampoco analizó ni opinó sobre el plan de viabilidad presentado por la compañía para devolver las ayudas públicas". Entonces, ¿cómo pudo analizar la capacidad económica y financiera de Plus Ultra sin analizar su plan de viabilidad?

A continuación transcribimos el comunicado de Fomento a periodistas en su totalidad:

1.- Es completamente FALSO que el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana haya participado en ningún caso en el rescate de la compañía Plus Ultra, cuya necesidad determinó la agencia gestora del fondo de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) por su "carácter estratégico".

2.- Es rotundamente FALSO que la Agencia Estatal de Seguridad Aérea emitiera "un aval decisivo", y mucho menos "el aval decisivo" para impulsar este rescate.

3.- La Agencia Española de Seguridad Aérea (AESA) ni emite ni puede emitir informes sobre el carácter estratégico de una compañía, por lo que es rotundamente falso que este informe fuera decisivo ni mucho menos "el aval decisivo" o "clave" para el rescate de Plus Ultra.

4.- La Agencia Española de Seguridad Aérea es una agencia independiente que emite de manera habitual, rutinaria, a demanda y con independencia, informes relativos a su estricto ámbito de responsabilidad, que es exclusivamente al ámbito económico de la garantía de la seguridad operacional.

5.- La Agencia Estatal de Seguridad Aérea lleva a cabo la evaluación permanente de la capacidad económica y financiera de los titulares de licencias de explotación concedida por la Autoridad Aeronáutica con el único objetivo de garantizar la seguridad aérea.

6.- La información remitida por AESA a petición de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI) se basa en los informes que realiza la Agencia en el marco de sus competencias y vinculado exclusivamente con la seguridad aérea. Por lo tanto, tampoco analizó ni opinó sobre el plan de viabilidad presentado por la compañía para devolver las ayudas públicas.