Menú

La gran ilusión de Isco y Sara Sálamo, el madridista y la colchonera mejor avenidos

Ser padres les hace mucha ilusión. Pero el fútbol a lo peor puede suponerles alguna discusión que otra.

0
Isco y Sara Sálamo | Instagram

Forman una pareja atractiva. De moda. Ella con esa fulgurante mirada, ojos oscuros, cabellos negros y una boca sensual. Se llama Sara Sálamo, es canaria, de Santa Cruz de Tenerife, que el 20 de este mes de enero cumplirá veintisiete años. Está enamorada de un jugador brillante del Real Madrid, Francisco Román Alarcón, al que se conoce como Isco. Internacional con la selección española. Centrocampista que el próximo 21 de abril festejará también la misma edad. Se quieren, aunque todavía no han determinado si se casan o no. Es muy posible que lo hagan. Sobre todo al saberse estos días que esperan un hijo.

Se conocieron a través de las redes sociales, dicen. Pero es presumible que Sara supiera de él, de sus triunfos en los campos de fúbol. Lo mismo que él acerca de tan explosiva belleza. Sara ya con once años debutó en un cortometraje dirigido por su propio padre. Con dieciocho años vino a la península y en tierras andaluzas se incorporó a las huestes de un culebrón titulado Arrayán, donde intervino en sesenta y ocho capítulos. Después ya se dio a conocer masivamente en otras cadenas nacionales en las series Aída, Aguila roja, B&B, Olmos y Robles e hizo un papel en la película Todos lo saben, protagonizada por Penelope Cruz y Javier Bardem. Lo más destacado fue su paso por Hollywood donde apareció en una cita junto a Demi Moore y Shirley McLaine. En el tema sentimental, tuvo amores durante tres años con el actor Raúl Mérida, quien encarnó el personaje de Felipe el Hermoso en la serie Isabel.

Isco es malagueño, de Arroyo de la Miel. Luce bigote y barba, como otros muchos futbolistas de moda. Jugó en el Málaga antes de incorporarse al club merengue. Sus primeros pasos en el césped del Bernabéu fueron muy prometedores. Sólo que últimamente, por culpa de una operación, tal vez, su rendimiento ha descendido al punto de que en estas fechas de contratos de invierno se especula con la posibilidad de que Isco pudiera acabar en otro equipo, quizás extranjero. Acerca de su vida privada, como anécdota, tiene un perro al que puso el nombre de "Messi". En cuanto a su biografía sentimental mantuvo relaciones con Victoria Calderón, padres de un hijo, Francisco, ya de cuatro años.

Isco y Sara están muy felices en estos comienzos de año. Ser padres les hace mucha ilusión. Pero el fútbol a lo peor puede suponerles alguna discusión que otra. Resulta que ella es colchonera, hincha del Atlético de Madrid. Y si él se marcha del Real Madrid, fuera de España, eso podría enfriar su relación. ¿O no? Todo es posible cuando media el amor…

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios