Menú

Esther Doña, "atrincherada" en la finca del marqués: "Saldrá por las buenas o por las malas"

La crónica rosa de esRadio analiza la situación de Esther Doña tras la muerte de Carlos Falcó.

0
Crónica Rosa: Esther Doña "se atrinchera" en la finca de marqués Es la Mañana de Federico

El audio empezará a sonar cuando acabe el anuncio

La crónica rosa de esRadio analiza la situación de Esther Doña tras la muerte de Carlos Falcó.
Esther Doña y el marqués en octubre de 2019 | Gtres

La crónica rosa de Es la mañana de Federico contó con Isabel González, Beatriz Cortázar y Carlos Pérez Gimeno para abordar la situación de la familia Falcó con Esther Doña, la viuda del marqués de Griñón. Con la que ahora mismo la familia mantiene "más que una discusión" centrada en cómo desalojarla de la finca El Rincón, donde vivía con su marido hasta su muerte por coronavirus.

Y es que, tal y como comentó en esRadio Isabel González citando datos de Informalia, vive "atrincherada en El Rincón a cara de perro". El objetivo es que acepte desocupar la propiedad para que la familia "pueda empezar a venderla" y así compensar las deudas que dejó Carlos Falcó.

"¿Os acordáis de que todo estaba perfectamente arreglado y no iba a pasar nada?", señaló Federico Jiménez Losantos, director de Es la mañana. Ahora, con unas cuentas como poco comprometidas, la familia debe actuar.

Tal y como explicó en Es la mañana de Federico la periodista Beatriz Cortázar, "Manolo, el hijo mayor del marqués, llevaba años adquiriendo cosas para salvar el legado, e incluso en el testamento hay más deudas que bienes. Y está viendo cómo asumir esas deudas".

Ahora, con el final inminente del estado de alarma y cuando han pasado semanas del fallecimiento, se plantea la circunstancia de que Esther Doña pueda moverse de la propiedad. "Hasta el día 21 no hay posibilidad de viajar entre provincias. Ella quiere en un primer momento viajar a Málaga. No ha podido porque no se puede desplazar nadie y ha tenido la covid, ha guardado la cuarentena y también el duelo por el marqués. Que va a abandonar El Rincón se da por seguro porque no puede mantener gastos, y ni siquiera estaba a nombre de su marido. Otra cosa es el usufructo que siempre queda ahí, una cierta pensión, que serán cantidades ridículas".

Y es que el marqués ni siquiera tenía la propiedad de El Rincón. La duda es si las reducidas cantidades de pensión o usufructo satisfarán a Esther Doña o se generará conflicto. Su adiós a la finca será "por las buenas o por las malas. Por las buenas, con un pacto de confidencialidad y un acuerdo económico… un pacto de caballeros como el duque viudo de Alba cuando falleció Cayetana". Esther Doña, mucho más "temperamental" que Alfonso Díez, tendrá que decidir si aceptar o no pasar por el aro.

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios