Menú

Suri Cruise, la niña más perseguida y fotografiada por los paparazzis, cumple 18 años

La infancia y adolescencia de Suri Cruise, única hija en común de Tom Cruise y Katie Holmes, ha pasado a través de los flashes de los fotógrafos que captaban los movimientos de su famosa madre, protagonista de uno de los divorcios más sonados de Hollywood. Una separación millonaria marcada por la Cienciología, la religión que la actriz rechazó para ella y para su hija.

1 / 13

La relación entre Tom Cruise y Katie Holmes comenzó en 2005 e inmediatamente despertó un interés desmesurado de la prensa. 16 años separaban a la súperestrella de Hollywood y la niña bonita de la televisión, que se comprometieron meses después de conocerse y dieron la bienvenida a su primera hija, Suri Cruise, en 2006.

2 / 13

La niña nació el 18 de abril de 2006 y en una declaración escrita por Tom Cruise, el origen del nombre Suri es hebreo y persa. En hebreo significa 'princesa', y en persa 'rosa roja'. La pequeña, un calco de su madre, era fotografiada allá donde fueran cuando todavía no existían leyes que protegieran el derecho a la intimidad de los menores.

3 / 13

La obsesión de la prensa por madre e hija era tal que Suri se convirtió en un auténtico icono de moda infantil. Las revistas miraban con lupa cómo vestía la pequeña y los blogs especializados en moda previos a las redes sociales le dedicaban páginas y más páginas en internet.

4 / 13

Y eso que durante sus primeros meses de vida fue prácticamente imposible ver una foto suya, lo que llevó a la prensa a especular con la existencia de la niña. Sus primeras fotografías llegaron en 2006 de la mano de la aclamada Annie Leibovitz para Vanity Fair. "No estábamos tratando de esconder nada (...) Sé lo que se ha dicho en la prensa. Este es mi futuro. Esta es mi familia y me importan demasiado", declaró Holmes enfadada en aquella exclusiva. Esta publicación de Vanity Fair se convirtió en la segunda edición más vendida de la revista, con una tirada de más de 700,000 copias.​

5 / 13

La separación llegó en 2012 acaparando las portadas de periódicos y revistas. Holmes, que dejó a Cruise por teléfono, alegó diferencias irreconciliables y solicitó la custodia de la niña. El motivo del divorcio, según desveló entonces la prensa, fue la obsesión desmesurada que mostraba el actor por la Cienciología.

6 / 13

Tal y como publicó TMZ tras la demanda de divorcio, Cruise quería que su hija se uniera a la Sea Organization, una rama de la Cienciología en la que los niños son enviados a aprender una disciplina parecida a la militar. Viven juntos y no se les permite casarse con nadie que no pertenezca a la organización, no creen en la medicina y reciben los tratamientos que se consideren oportunos.

7 / 13

La demanda de divorcio fue una bomba que ni el propio Cruise esperaba. Holmes se trasladó a Nueva York con la niña -donde viven a día de hoy- mientras su marido se encontraba en un rodaje fuera de Estados Unidos. Dado el control que ejercía sobre ella, hablaba en secreto con sus abogados y cambió los datos de sus cuentas bancarias. Su apoyo principal fue Nicole Kidman, exmujer de Tom Cruise, que también vivió un infierno a su lado.

8 / 13

Con la custodia completa de Suri, ambas iniciaron una vida tranquila y discreta en Nueva York solo interrumpida por la presión de los paparazzis, que han retratado a la niña cada año de su vida. Fuentes cercanas a la familia aseguran que padre e hija no tienen ninguna relación y no se ven desde más de una década.

9 / 13

Aunque Katie se hizo con la custodio completa de la niña, en el divorcio se acordó que el actor pagaría 33.000 dólares mensuales como pensión hasta que cumpliera 18 años. Ahora que ha alcanzado la mayoría de edad, ha trascendido que el protagonista de Top Gun seguirá pagando los gastos sanitarios y hará lo propio con los universitarios, tal y como dicta una cláusula de los papeles legales. "Tom no está en la vida de Suri, pero siempre ha mantenido sus responsabilidades en lo que respecta a las obligaciones financieras con Katie y Suri", declaró la misma fuente.

10 / 13

La relación entre madre e hija es muy especial aunque algunos la califican de "sobreprotectora". A punto de entrar en la universidad, Suri tiene intención de estudiar moda en Nueva York, uno de los lugares perfectos para desarrollar su carrera.

11 / 13

"Suri está aplicando en escuelas de todos sitios. [Katie] realmente quiere que se quede en Nueva York para que puedan estar cerca. Se siente muy orgullosa de ella", declaró una amiga de la familia.

12 / 13

Como millones de adolescentes de su edad en Estados Unidos, se encuentra en un proceso de selección para acceder a la universidad y ya ha enviado algunas solicitudes a diversos centros. El tiempo dirá si permanece en Nueva York cerca de su madre.

13 / 13

Temas

Recomendamos

0
comentarios