Menú

A Oriana la machacan y a Chicote casi le dan una paliza

Katia Aveiro, Alberto Chicote, Oriana Marzoli y Belén Esteban, protagonistas de la semana televisiva.

2
Katia Aveiro, Alberto Chicote, Oriana Marzoli y Belén Esteban, protagonistas de la semana televisiva.
Crónicas Catódicas

Oriana Marzoli es una joven encantadora y con una rica vida interior, que saltó a la fama tras pasar con gran éxito por el programa cultural de referencia para la juventud española: Mujeres y Hombres y Viceversa. Naturalmente en Telecinco. Esta temporada comenzó participando en Supervivientes, pero se tuvo que volver urgentemente a España porque las uñas se le destrozaban con los rigores de la selva hondureña. Su novio Tony la sustituyó en tierras aborígenes y ella, al parecer, compensó su ausencia con un desoficiado exconcursante de Gran Hermano, el otro puntal formativo juvenil de Mediaset. Nada serio; unos ingenuos achuchones en un parking sin más trascendencia. Pues bien, en el programa de esta semana, el bueno de Tony pudo ver en las revistas a su amada en brazos del otro galán y el ataque de cuernos fue imperial. A la pobre Oriana tuvieron que atenderla los servicios médicos de la cadena; no hace falta decir más.

Pero Supervivientes no sólo sirve para comprobar el grado de fidelidad de los jóvenes famosetes en sus relaciones sentimentales. También es un programa que muestra la dura vida de algunos concursantes como es el caso de Katia Aveiro, hermana de Cristiano Ronaldo, que cuenta de esta forma cómo lo pasaba su familia en los tiempos, felizmente pasados, en que no había forma de llegar a fin de mes.

Telecinco pulverizó a sus competidores en la noche del sábado con la presencia de la Princesa del Pueblo en Sálvame de Luxe sometiéndose a la prueba del polígrafo (o lo que sea eso). Gracias a este alarde de Telecinco con su principal activo, supimos que Belén Esteban no sólo ha prestado dinero a Raquel Bollo, sino también al gran Amador Mohedano, que rumia en esas junglas caribeñas su pesar por haber corneado a su ex Rosa Benito. Belén Esteban demuestra una vez más que tiene un corazón que no le cabe en el pecho (bueno, ahora tal vez sí).

Y finalizamos con una escena dramática que nos hizo temer por la integridad física del gran cocinero y showman Alberto Chicote. Su programa de este lunes, en el que intentó reflotar un restaurante decadente en Benidorm, fue espectacular gracias al cocinero tal vez más impresentable de la historia de la cocina mundial. A su ignorancia culinaria y su lentitud neuronal, el tío suma una agresividad que lo convirtió en la estrella de las redes sociales de la noche del lunes. Momentos hubo en que los espectadores creíamos que le iba a sacudir a Chicote con la rasera de freír calamares. Espeluznante.

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios