Menú

Isabel Pantoja, hundida en 'Supervivientes' al descubrir lo que le han ocultado sus hijos

Este jueves se produjo la esperada llegada de la cantante al plató de Telecinco.

L. J. del Pozo
0
Isabel Pantoja, hundida en 'Supervivientes' al descubrir lo que le han ocultado sus hijos
Isabel Pantoja | telecinco.es

Llegó una de las noches más esperadas de Supervivientes 2019. La llegada de Isabel Pantoja prometía una de las noches más memorables de las que se recuerdan en un reality de Telecinco. La tonadillera tuvo que abandonar el concurso a las puertas de su final rodeada de polémica debido a los problemas médicos que venía arrastrando desde hacía semanas. Un abandono que no terminó de convencer a los espectadores debido a las pobres argumentos que ofreció la organización del concurso.

Isabel Pantoja entró en el plató con una gran ovación del público y con la mayoría de su familia esperándola. Entre ellos sus hijos Kiko Rivera y Chabelita Pantoja, su sobrina Anabel y su nuera Irene Rosales, así como amigos como Luis Rollán. Recibida con un ramo de flores, la artista rompió a llorar ante los cánticos de la gente que llenaba el plató que coreaba su nombre.

isabel-pantoja-supervivientes.jpg

Nada más sentarse junto a Jorge Javier Vázquez, Isabel habló sobre los problemas médicos que le han impedido seguir en Honduras: "Ahí no podía llevar el régimen de comidas que el médico me pedía y un medicamento que hacía imposible mi permanencia en la isla. Yo quería llegar a la final, lo prometí, pero mi salud es lo principal. Estoy en manos del especialista y estoy muchísimo mejor", aseguró. El presentador alabó el papel de la superviviente en el concurso: "Has superado ampliamente las expectativas porque podrías haberte quedado en un segundo plano y jamás te has mantenido al margen de nada. Has ido a jugar y a participar".

Y es que si el paso de Isabel Pantoja ha destacado por algo ha sido por los múltiples enfrentamientos que ha tenido con sus compañeros. El primer enemigo de la cantante en la isla fue Carlos Lozano, pero más tarde también tendría grandes discusiones con otros participantes como Colate, con la que se le vio muy unida durante los primeros días, o Albert. "Me meto en los charcos que puedo, en los que me dejan . A veces me ha costado reprimirme con algunos compañeros. Ha habido personas, que no quiero nombrar, con los que me ha costado. En la isla lo más pequeño se hace un mundo. La convivencia ha sido más bien mala y, quieras o no, todos lo veíamos todo mal. Ya no vuelvo a la isla ni como fantasma", comentó.

Menos complaciente se mostró el presentador cuando habló sobre las continuas amenazas de abandonar el concurso que ha protagonizado en estos tres meses: "He tenido momentos muy malos en la isla y tengo que agradecer, aparte de a la producción, a Chelo García Cortés y Dakota que me hayan ayudado a no marcharme (…) Siento que mis niños, mi madre y mi familia me tuvieran que ver así. Siento dolor cuando me veo así", dijo refiriéndose al momento en el sufrió un ataque de ansiedad. "Estaba en una isla donde solo me quería Chelo hasta que poco a poco Omar fue llegando a mí, al igual que Dakota". A lo que el presentador replicó: "Yo creo que te quería más gente pero te metiste en un bucle complicado de salir. Te refugiaste en la gente que ya conocías. En las relaciones siempre hay discusiones y te refugiaste muy pronto en la desazón, y eso te impidió disfrutar del concurso".

isabel-pantoja-supervivientes2.jpg

Descubre la verdad sobre sus hijos

Uno de los reencuentros más esperados de Pantoja era con su amiga Chelo García Cortés, que se volvieron a ver las caras en Honduras después de más de siete años sin hablarse. Una relación calificada por algunos de sus compañeros "como de criada y señora". "Es que tanto Chelo como su mujer Marta me quieren mucho. Cuando estamos haciendo la comida no estamos solo una persona. Cuando estoy haciendo la comida con otra persona, esa persona siempre me ayudaba (…) En la isla no hemos hablado de nada del pasado porque hemos hablado exclusivamente de sobrevivir. Pero en este momento ya no tengo nada que reprocharle. Yo ya no tengo nada que perdonarle, para eso está Dios. Quiero tanto a Chelo y a Marta, y lo pasé tan sumamente mal, que ahora lo veo con otra perspectiva. Tendremos que hablar, ya hemos quedado. Cuando una persona tiene una amistad de tantos años como yo y Chelo, es normal que se la eche de menos".

"Isabel ahora va a venir un vídeo complicado", anunció Jorge Javier. "La relación entre tus hijos no pasa por su mejor momento". Durante el vídeo que le mostraron se repasó la monumental bronca que han protagonizado Kiko Rivera y su hermana durante estos meses a raíz de una entrevista de Chabelita en la que habló sobre su relación con su cuñada Irene Rosales. En una de las escenas, se recordó el episodio de sexo lésbico ocurrido en Cantora en Nochevieja, un episodio que ella desconocía hasta ese momento y que la dejó impactada.

Pantoja, tapándose el rostro, se quedó sin palabras durante más de un minuto hasta que finalmente rompió a llorar y Kiko Rivera tuvo que volver al plató para abrazarla. "¿Por qué? Si sois mi vida por favor. ¿Por qué?", se lamentaba. "Se me pone un poco complicado. Sabes que doy la vida por ti y por mi hermana la he dado siempre. Eso no quita que yo la adore por encima de todo. Pero seguro que con el tiempo todo se cura y todo vuelve a ser lo más normal posible. Disfruta de tu noche y no te preocupes por nada. Los dos pondremos de nuestra parte para que todo vaya a mejor", dijo Kiko.

El presentador pidió a Chabelita que volviese al plató para abrazar también a su madre: "El momento para arreglarlo no es aquí, en un plató. Pero quiero que sepas que he estado desde el principio apoyándote y dando la cara por ti. Toda la familia hemos estado contigo". "Abrazaros por favor, abrazaros", les pedía la superviviente, a lo que ellos accedieron haciendo que la artista volviese a sonreír dando por concluida la entrevista.

En Chic

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation
    España Baila Flamenco