Menú

Cócteles fáciles para sorprender a tus amigos

Las reuniones de amigos en torno a comida siempre son un acierto y muchas veces acaban con copas. En LD te damos trucos para hacer mejores cócteles.

0
Las reuniones de amigos en torno a comida siempre son un acierto y muchas veces acaban con copas. En LD te damos trucos para hacer mejores cócteles.
bebidas, alcohol, cócteles | Pixabay/CC/bridgesward

Las reuniones con amigos en casa siempre son una buena manera de pasar un fin de semana o, por qué no, una tarde entre semana. Y si los quieres sorprender no tengas solo en la nevera cerveza o vino, puedes preparar unos ricos y fáciles cócteles.

Hacer unos buenos combinados no tiene mucho misterio, la única máxima es respetar a rajatabla las proporciones, ser cuidadoso en el manejo de copas y hielos y utilizar destilados de calidad. Otro detalle importante es que ni siquiera para todos ellos se necesita una coctelera, aunque siempre ayuda. Por ello en Libertad Digital te presentamos nueve opciones de cócteles, tanto dulces como más ácidos, que puedes preparar rápidamente a tus amigos según sus gustos.

Mojito

El mojito cubano es un cóctel dulce y refrescante por la acidez de la lima y el aroma de la hierbabuena, además es un clásico que gusta a casi todo el mundo y muy típico de las barbacoas veraniegas. Sin embargo, este cóctel es ideal para cualquier época del año y muy fácil de preparar.

Ingredientes: 1 Parte de ron, 2 Partes de soda, 1 parte de zumo de lima, azúcar blanco y hierbabuena fresca.

Preparación: Echamos dos cucharaditas de azúcar blanco en un vaso alto, a ser posible un poco más ancho que el de tubo, para poder remover bien el hielo. Después vertemos el zumo de lima, o exprimimos media lima troceada sobre el azúcar con la ayuda del mortero. Ahora, antes de echar la hierbabuena, podemos añadir la soda o sifón. Después colocamos una ramita de hierbabuena, removiendo con fuerza, pero sin triturar, para sacarle su aroma. Ya por último, vertemos el ron, añadimos el hielo, la pajita, una ramita decorativa y a disfrutar.

Rebujito

Este cóctel es típico de Sevilla en la Feria de Abril, sin embargo fuera de Andalucía no es tan conocido a pesar de ser una bebida refrescante ideal para el aperitivo. Aquí te dejamos cómo se prepara por si te animas a probarlo, no te arrepentirás.

Ingredientes: 75 ml de Vino Manzanilla, Fino, Montilla Moriles o similar, 500 ml de refresco de lima o gaseosa, 4 ramitas de Hierbabuena y Hielo abundante

Preparación: Preparar un buen rebujito no tiene mucha complicación, pero hacer que quede delicioso, suave, refrescante y no tenga demasiado alcohol para que no sea "cabezón" ni nos emborrache es una cuestión que no conviene olvidar. El rebujito se bebe muy fácil y sin darnos cuenta podemos beber de más. Por ese motivo, me encanta hacer esta receta en la que la proporción de alcohol y refresco es más ligera, por lo que se puede tomar más cantidad sin temor a los efectos de un consumo excesivo. Mezclamos el vino fino con el refresco carbónico con sabor a lima o limón. Los utilizados más habitualmente son el 7Up y el Sprite, pero podéis utilizar los que más os gusten. Lo importante es que estén muy fríos y que no tengan un sabor muy potente que pueda cambiar el sabor de la mezcla. Conviene escaldar unos segundos la hierbabuena para eliminar toda impureza que pueda tener y para que su sabor no tape en exceso el de los dos ingredientes fundamentales. Una vez escaldada y refrescada, separamos los palos de las hojas y añadimos estas últimas a la jarra, añadiendo hielos para que la bebida resultante se mantenga bien fría.

Agua de Valencia

Otra de las bebidas típicas casi exclusivamente en una comunidad autónoma, este caso la Comunidad Valenciana, y más aún en los días de San Juan. Sin embargo, también es una de las más refrescantes y sencillas para tomar en verano.

Ingredientes: Zumo de naranja, ginebra, vodka y champagne o cava.

Preparación: Comenzamos llenando el 33% de una jarra con zumo de naranja natural, agregamos un 16% de ginebra y otro 16% de vodka. Por último incorporamos un 33% de cava o champagne, removemos suavemente y trasladamos a la nevera donde la dejamos enfriar por espacio de una hora antes de servir y disfrutar de este maravilloso cóctel siempre que queráis.

Margarita

La Margarita es un cóctel a partir de tequila, triple seco y zumo de lima que se sirve en las barras de todo el mundo aunque es particularmente conocido en México. Es, sin duda, uno de los combinados que debe manejar a la perfección cualquier bartender, pero cualquiera puede prepararlo en casa siguiendo unas sencillas reglas.

Ingredientes: 75 ml de tequila, 25 ml de triple seco, 25 ml de zumo de lima, hielo, sal.

Preparación: En primer lugar, debemos preparar las copas en la que vamos a servir el cóctel. Debemos pasar la lima por el borde de la copa y colocar esta boca abajo en un plato con sal, para lograr el mítico borde salino que caracteriza al cóctel. Una vez tengamos las copas listas, con ayuda del vaso medidor vertemos en la coctelera el zumo de lima recién exprimido, el tequila, y el triple seco (en este orden, pues siempre los "diluyentes" se colocan antes). Después, añadimos cuatro o cinco cubos de hielo. Tapamos y agitamos la coctelera durante 15 segundos, sirviendo el cóctel con ayuda del filtro de la propia coctelera o el colador.

Mimosa de frambuesa

Este cóctel es fresco, frutal, ligero y muy colorido por el toque de la frambuesa y además es perfecto para un brunch o como postre y rápido de preparar, sobre todo si se tienen a mano frambuesas congeladas.

Ingredientes: 100g de frambuesas congeladas, 2 cucharadas de azúcar de caña líquido, 1 botella de cava.

Preparación: Hay que tener el cava o champagne muy frío para servir al momento de prepararlo. ponemos las frambuesas en una licuadora o procesador de alimentos por un minuto hasta que queden como puré. Vaciamos esto en cada copa de tipo flauta. Añadimos un poco de azúcar de caña líquida. Terminamos con el champagne o cava y mezclamos despacio. Servimos inmediatamente.

Daiquiri

Este cóctel, tan famoso de las películas de los años 50-60, fue creación de un ingeniero estadounidense, que trabajaba en una mina próxima a la playa de Daiquiri, junto a Santiago de Cuba. El expatriado recibió la visita de unos amigos y, al ver que se había quedado sin ginebra recurrió a una botella de ron local y mezcló la bebida con zumo de las limas de un árbol que tenía en el jardín.

Ingredientes: 50 ml de ron blanco, 25 ml de zumo de lima, 1 cucharilla de azúcar, hielo.

Preparación: Con ayuda del vaso medidor vertemos en la coctelera una parte de zumo de lima recién exprimido, el azúcar y dos partes de ron blanco (en este orden, pues siempre los "diluyentes" se colocan antes). Después, añadimos cuatro o cinco cubos de hielo –preferiblemente industrial, para evitar malos aromas de la nevera–. Tapamos y agitamos la coctelera durante 15 segundos, sirviendo el cóctel con ayuda del filtro de la propia coctelera o el colador en un vaso de cóctel.

Blackberry Gin Fizz

Ahora que se acerca el frío de nuevo una buena forma de recordar las sensaciones del verano, al que todavía le quedan algunos coletazos, es dejándose llevar por un cóctel que nos traslada a la época estival. Lo hace gracias a sus traviesas burbujas y a través de su fresco aroma afrutado.

Ingredientes: Ginebra , moras, zumo de limón, azúcar, soda y albahaca.

Preparación: Tan solo hay que triturar unas 5 moras frescas con dos cucharadas de azúcar y colar la mezcla. Esto asegurará el sabor dulce y afrutado de la bebida. Se añade una parte de ginebra y una de limón y se mezcla todo muy bien. Por último se suma el hielo y se echa la soda para llenar los vasos. Para decorar, se recomienda usar unas ramitas de albahaca o unas rodajas de limón.

Tequila Sunrise

Este cóctel se caracteriza ya que su nombre traducido literalmente significa amanecer de tequila, lo que hace referencia a que una vez servido los ingredientes de mayor densidad se van a hacia el fondo, dejando una gradación de colores muy parecida a la de un amanecer.

Ingredientes: 3 partes de tequila, 6 partes de zumo de naranja, 1 parte de granadina

Preparación: Llenamos con hielo un vaso alto, preferiblemente picado o no en trozos muy grandes, luego añadimos el tequila, el zumo de naranja –si puede ser natural, mejor– y por último vertemos la granadina, dejando que se vaya al fondo lentamente. Si vemos que se posa demasiado, podemos remover muy suavemente antes de servir, pero con mucho cuidado de no pasarse, o la bebida dejará tener el aspecto adecuado. Decoramos con una rodaja de naranja, un par de pajitas y, opcionalmente, una sombrillita y una guinda.

Café irlandés

Terminamos con la sección caliente de las bebidas. No defrauda. El café irlandés es un cóctel de adultos accesible a todo tipo de consumidores gracias a la equilibrada combinación de infusión amarga, whisky, azúcar y melosa nata.

Ingredientes: 2-2,5 partes de whisky irlandés, 4 partes de café filtrado, 1-2 cucharadas, aproximadamente, de azúcar blanco o moreno, 50 ml, aproximadamente, de nata o crema batida, semimontada.

Preparación: Primero se templa el vaso con agua caliente, se prepara un café de filtro o tipo americano, y se combina con el whisky y el azúcar, removiendo bien hasta su disolución. Esta mezcla se lleva al vaso, previamente vaciado. A continuación hay que montar la nata dejándola con textura de crema batida, muy melosa, sin burbujas de aire visibles y siempre sin formar picos. La clave está en poder verter la nata poco a poco, con la ayuda del dorso de una cucharilla, para lograr esa cobertura sedosa que imita la espuma de una cerveza negra.

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Radarbot
    • Historia