Menú

Yum House, lo nuevo del grupo La Pagoda que acerca la buena cocina asiática a todos

El Grupo La Pagoda abre Yum House en el centro de Madrid para deleite de los amantes de la cocina asiática y del buen gusto.

El Grupo La Pagoda abre Yum House en el centro de Madrid para deleite de los amantes de la cocina asiática y del buen gusto.
Yum House acerca la buena cocina asiática a todos

Yum House es la nueva aventura del grupo La Pagoda con el que Eva Chen sigue acercando a madrileños y turistas la gastronomía asiática con sabor a tradición en un local amplio, luminoso, confortable y perfecto para disfrutar de una grata velada en pleno centro de Madrid, a escasos metros de la remodelada Plaza de España, concretamente en el número 41 de la calle de Leganitos, en el Hotel Letoh Letoh.

yum-house-comedor.jpg
Comedor de Yum House

En ese afán del grupo de acercar la cocina asiática a todos los públicos y perfectamente asesorados por Javier, comenzamos con dos cócteles preparados en la preciosa barra que preside el salón principal. Probamos el cóctel De Japón a Cuba (11€), con ron Santiago de Cuba, menta, zumo de limón y espuma de yuzu y el cóctel To Smash (11€), con ginebra June, umeshu, flor de sauco, zumo de limón y hojas de shiso, mientras nos sirven un muy rico aperitivo de consomé de pescado japonés picante.

yum-house-guacamole-picante.jpg
Guacamole japonés

También algo picante pero muy bueno y recomendable es su guacamole japonés (11,60€), a base de aguacate, shiso, yuzu kosho y cebolla morada con totopos. Aunque avisan en carta de que la berenjena china (11,90€) también pica, no tiene nada que ver. Este plato es un wok de berenjena china y tofu gan en salsa de soja y chili. Más chili, por favor. Nos quedamos con las ganas, eso sí, de probar el plato de mejillón francés en curry verde, que lo dejamos para otra visita.

Eva Chen es la tercera generación de la familia hostelera de origen chino que introdujo la comida asiática en España. En 2015, dio un cambio de rumbo a su vida junto a su pareja Ignacio López para retomar la tradición familiar y crear el grupo La Pagoda, con una gran proyección a futuro. Con dos restaurantes consolidados, Manolita Chen y La Pagoda, Yum House llega para seguir la expansión del grupo.

Cocina japonesa

yum-house-niguiri-toro.jpg
Niguiri de toro, yema de huevo y miso

En su recorrido por las distintas cocinas asiáticas, con platos perfectos para compartir con amigos, con la familia o en pareja, también destacan los niguiris y el sushi. De estos bocados japoneses probamos el niguiri de huevo de codorniz y trufa (7€) y niguiri de toro, yema de huevo y miso (12€), muy buenos los dos. También delicioso el yum roll (16), un ceviche de salmón, atún, hamachi con leche de tigre y batata crujiente. Supone otra de las destacadas incorporaciones a las cartas de sus hermanos mayores que merece mucho la pena pedir.

La carta de vinos completa la selección de cócteles con referencias que cumplen a la perfección y que en nuestro caso probamos un clásico vino blanco Terras Gaudas D.O. Rías Baixas (32€), para seguir disfrutando de los crepes de pato (18,90€), compuesto por crujiente lomo de pato pequinés con guarnición de pepino, puerro, salsa Hoisin y crepes. De postre probamos un muy buena choco-miso cake (7,50€) y helado de sésamo negro.

yum-house-crepe-pato-h.jpg
Crepes de pato

Yum House es un coqueto restaurante, al que se le va a incorporar una agradable terraza interior, en el que disfrutar de la comida asiática con un ticket medio de 40€. Además, a medio día también merece la visita porque puedes comer por 20€ y disfrutar de un estupendo pad thai, por ejemplo. Además su carta está adaptada para que todos sepan los alérgenos de cada plato.

Sígueme en mi Instagram para más sugerencias.

Temas

En Chic

    0
    comentarios

    Servicios

    • Radarbot
    • Biblia Ilustrada
    • Libro