Menú

De Oxford a Portobello: callejeando por Londres

15

Sin duda alguna, Londres tiene una colección de monumentos impresionante, bellísima, llenos de detalles y grandiosos, como a Abadía de Westminster; o verdaderos iconos en todo el mundo como el Big Ben.

No es menos cierto que la nómina de museos está entre lo mejor del mundo, sólo con la deslumbrante maravilla del British Museum lo estaría, y tras él todavía hay mucho más: el de Historia Natural, la National Gallery, los Imperial War Museums...

Sin embargo, siendo todo eso cierto y motivo más que sobrado para visitar la capital británica, Londres no sería lo mismo sin el tremendo encanto de sus calles, sin el placer que supone pasearla sin más, o recorrerla en uno de sus famosos autobuses de doble piso que, por cierto, fascinan a los pequeños de la casa.

Deliciosos tópicos cumplidos

Los autobuses de dos pisos son, por cierto, parte de algunos tópicos que hacen las calles de Londres un lugar lleno de encanto para el viajero: los grandes vehículos de furioso rojo, las cabinas también del mismo color, los soldados de guardia que se dejan fotografiar sin mover un músculo del rostro...

Londres tiene, en suma, algo que me gusta mucho en las ciudades, especialmente cuando son y han sido tan fotografiadas e incluso pintadas: responde perfectamente al ideal que cada uno de nosotros se ha hecho de ella antes de conocerla, al dibujo de lo que esperamos encontrar y, efectivamente, allí está esperándonos.

Un dibujo que incluye calles lujosas de edificios señoriales, con tiendas de lo más granado en sus bajos y escaparates que son la delicia de cualquier mujer y de muchos hombres, no podemos negarlo. Estoy pensando, por ejemplo, en Regent u Oxford Street, zona maravillosa de compras en las que puedes encontrar desde delicados escaparates de dulces y té, elegantes maniquíes e incluso decenas de jóvenes – anuncio curiosamente uniformados y con unas inmisericordes chanclas para las que, por mucho que no llueva, no hace tiempo en Londres.

Ver y también ser visto

Regent Street desemboca en otro de los puntos neurálgicos para pasear en la ciudad del Támesis: Piccadilly Circus. Pasear, en un sentido un tanto laxo: más que a lo relacionado con andar me estoy refiriendo a estar en la calle, a contemplar como toda una metrópolis va pasando ante nuestros ojos.

Disfrutar del cambiante decorado de una gran ciudad es un privilegio que nos otorgan metrópolis como Nueva York, Madrid cada día más y, desde luego, Londres: estudiantes, inmigrantes, artistas callejeros, policías, turistas en solitario o en grupo, indígenas que van a trabajar, indígenas de compras... el mosaico urbano de Piccadilly es inagotable.

Es, sin duda, el lugar en el que tomar el pulso a la urbe y a sus urbanitas, en el que respirar el mejor aire de lo que supone ser una ciudad multirracial, millonaria y repleta, vital como pocas, vibrante, como el neón de los grandes anuncios que van iluminando y coloreando la plaza entera, ahora de un rojo Coca Cola, ahora de un azul Samsung, ahora de un cegador blanco Apple.

Y, cómo no, Portobello

Por supuesto, otro lugar excepcional por el que pasear son los mercadillos, y entre ellos el más famoso sin duda es el de Portobello Road, especialmente activo y populoso los sábados por la mañana.

Lo primero que nos gustará de Portobello es que está en una deliciosa zona de casas bajas y tranquilas calles estrechas, el famoso barrio de Notting Hill. Es una de esas zonas en las que uno pasea pensando que se trata de un lugar perfecto para vivir, aunque no seamos Hugh Grant.

Luego, por supuesto, están los puestos: tazas y teteras de flores imposibles, bocinas de extrañas formas y los más variados tamaños, lupas, frutas, comida, pasteles... incluso uno de paella. Hay grupos tocando en la calle una especie de jazz callejero y un tanto canalla, hay tiendas espectaculares de zapatos, gorros o paraguas, hay pequeñas pero modernísimas boutiques con vestidos y camisetas de lo más british...

No les voy a decir que Portobello sea un centro comercial del que vayan a salir con varias bolsas rebosantes, puede que sí pero también es muy probable que no, lo que si les aseguro es que podrán pasar todo un día de puesto en puesto y tienda en tienda.

Como podrán pasar una semana entera vagando por las calles y los rincones de Londres, una ciudad deliciosa para pasear. Eso sí, he de serles sincero: no se olviden el chubasquero.

15
comentarios
1 Elisa in London, día

Por más que me gusta Carmelo Jordá, este reportaje tiene poco de original, además de que esas zonas son precisamente las que evitaría para darme un buen paseo, llenas de turistas agolpados con cámaras profesionales Nikon. Carmelo, la próxima vez que vengas, dame un toque, ya verás por donde se pasea de verdad.

2 Margaux (in London), día

Estoy contigo Elisa, qué reportaje más simple. Mira que tiene cosas bonitas y con historia Londres como "callejear" por las que cita el artículo.

3 Margaux (in London), día

Estoy contigo Elisa, qué reportaje más simple. Mira que tiene cosas bonitas y con historia Londres como para "callejear" por las que cita el artículo. (me había dejado el "para")

4 lucas, día

De acuerdo con vosotros...acabo de pasar 15 días allí y el peor de ellos fue el de portobello ...no se podía ni andar!! París una vuelta por la zona de brick lane ...Carmelo hay repetido delicioso como 20 veces..

5 Anka (in London too), día

De acuerdo con los comentarios anteriores. El articulo tira de tópicos. Pero lo peor es que está lleno de la mediocridad que reina en el periodismo español. Los nombres ingleses están en su mayoría mal escritos. Echar un vistazo rápido al plano del metro no le habría venido mal antes de publicar. O igual tras todos estos años aún no me he topado con Nothing Hill y Picadilly, habrá que buscarlos... Siento ser negativa, pero imprecisiones como estas dejan en nada el resto del texto, esté uno de acuerdo con él o no.

6 Anka (in London too), día

De acuerdo con los comentarios anteriores. El articulo tira de tópicos. Pero lo peor es que está lleno de la mediocridad que reina en el periodismo español. Los nombres ingleses están en su mayoría mal escritos. Echar un vistazo rápido al plano del metro no le habría venido mal antes de publicar. O igual tras todos estos años aún no me he topado con Nothing Hill y Picadilly, habrá que buscarlos... Siento ser negativa, pero imprecisiones como estas dejan en nada el resto del texto, esté uno de acuerdo con él o no.

7 Juan, día

¡Qué niñatas tan cursis¡

8 bdylan, día

Personalmente el artículo me ha gustado, leyéndolo me he sentido identificado con la primera visita que realicé a Londres. Está claro que el que viva allí sabe por donde moverse y por donde dar un paseo, como en todas las ciudades. Este artículo está enfocado al turista, no a las personas que viven en la ciudad. Cuando se va de turismo a una ciudad vas a a visitar lo más emblemático, que en el caso de Londres, visitas lo que indica en el artículo, por supuesto que no vas a los barrios periféricos a pasear. Como ejemplo, si visitas MAdrid, vas a Sol, Gran Vía,Cibeles, Neptuno, Museo del Prado, Retiro, etc. no te vas al barrio de Ciudad Lineal o Moratalaz a ver el "encanto" de esta parte de Madrid. No sé a cuento de qué las críticas del artículo. En cuanto a Londres, añadir que a parte de Portobello, el cual no me entusiasmó, visitas obligadas a mercados, Camdem y Covent Garden. En este último, puedes disfrutar de comida típica inglesa(pasteles de carne, fish&chips,etc.) en el pub "Lion".

9 Carmelo Jordá, día

Hola a todos, En primer lugar, gracias por vuestras opiniones, aunque en esta ocasión hayan sido tan críticas. Quiero pediros disculpas por las erratas, que ya han sido corregidas pero que, efectivamente, son intolerables. Sólo puedo decir que lo siento. En cuanto al enfoque y la selección de lugares, aunque bdylan ya me ha echado un capote me parece oportuno explicarlo: como bien dice este amable comentarista, los viajes no siempre son de varias semanas o meses y cuando conoces por primera vez una ciudad creo sinceramente que hay ciertos "peajes" que tienes que pagar y lugares que no puedes dejar de conocer. Yo creo que al menos en un primer viaje hay que pasar por esos grandes puntos turísticos en general, y que vale mucho la pena hacerlo en Londres en particular. Un saludo, Carmelo Jordá

10 paco, día

No es esfuerces Carmelo pues siempre habra pijos alternayivos q te diran q a 50km. del centro de cualquier ciudad hay unos jardines preciosos q no se pueden dejat de visitar. Y del mismo modo nos llamaran catetos a los q subamos al Empire State. paseemos por Picadilly o subamos a la torre Eiffel. Tu articulo como guia basica de Londres me parece estupendo. Faltan lugares imprescindibles,claro, pero es q Londres los yirne a montones y requeriria un articulo el foble de extenso

11 Elisa in London, día

Carmelo, como dije en mi comentario, soy muy fan de tu pluma y simplemente daba una opinión sin ninguna intención de faltar al respeto ni mucho menos cuestionar tu talento periodístico. Con tu explicación me queda más claro el enfoque. A los que insultan gratuitamente, mejor no contestar. Un cordial saludo.

12 FEDERICO, día

Estoy contigo Carmelo,el simple hecho de callejear por las variopintas calles de Londres es una gozada. Aparte, me parece que para cualquier aficionado al arte o la arquitectura, la visión de "tópicos" edificios como el parlamento,(impresionante edificación neogótico), o la maravilla de San Pablo, es algo realmente imprescindible.....o visitar "tópicos" museos donde se puede disfrutar de pintores como Constable, Turner, o los Prerafaelistas, de los cuales muy poca obra podemos ver en nuestro pais.

13 Drenador, día

España, Mexico y Venuezuela en guerra con Portugal y Colombia. Argentina contra Chile. En España el partido comunista es mayoritario. Tu país necesita tu ayuda en un nuevo juego de estrategia militar, economía y politica online. Registrate gratis aqui, únete a la Nueva España Liberal y empieza a luchar por tu país.

14 Paracelso, día

Genial artículo. Muchas gracias. Os recomiendo llevar en vuestra maleta de viaje un suplemento que se llama DAOfood. Te ayudará con tus digestiones y te evita de problemas como migrañas después de comer queso, vino...

15 Paracelso, día

Genial artículo. Muchas gracias. Os recomiendo llevar en vuestra maleta de viaje un suplemento que se llama DAOfood (http://detrasdelosalimentos.es/es-lo-mismo-daofood-y-daosin/). Te ayudará con tus digestiones y te evita de problemas como migrañas después de comer queso, vino...

Herramientas