Menú
Con tu apoyo hay más Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustración Liberal
  • Eventos

China impone un sistema de evaluación ciudadana al estilo 'Black Mirror'

El gobierno chino se basa en un algoritmo para dividir a la sociedad en ciudadanos de primera o de segunda clase.

0
Imagen del capítulo 'Caída en picado' de Black Mirror | Netflix

Black Mirror es una serie que relata cómo la tecnología afecta a nuestras vidas pudiendo sacar lo peor de nosotros. En el primer capítulo de la tercera temporada de esta exitosa serie de Netflix titulado ‘Caída en picado’, la protagonista muestra su desesperación por aumentar su popularidad en las redes sociales y lo que consigue es todo lo contrario.

Todos los ciudadanos tienen la potestad de aumentar o disminuir tu popularidad valorándote con una puntuación de 1 a 5 estrellas. Las personas que están por encima del 4,2 de valoración obtienen beneficios y reconocimiento social, el resto se ven relegadas al ostracismo.

Algo así está haciendo el gobierno chino. Han implantado un sistema de calificación ciudadana basado en la confiabilidad. Desde este primero de mayo este experimento ya se está aplicando en China y el Gobierno premia o penaliza a los ciudadanos en función de sus acciones en la vida real.

Con un algoritmo analizan las calificaciones sociales, políticas, fiscales, financieras o si eres moroso. Está claro que criticar esta medida es atacar al Gobierno por lo que serás penalizado en tu calificación. También repercutirá negativamente que hayas causado algún problema en un vuelo, que te hayas colado en el tren, que te hayan pillado fumando o si has difundido una información falsa de terrorismo. El algoritmo también recoge que tengas multas de tráfico y no las hayas pagado o el tipo de compras que haces.

De esa forma sabrán si cada ciudadano es una persona de confianza o no. Si tienes una baja puntuación en ese "Crédito Social", podrás ver que no puedes comprar un billete de tren o de avión. Además, también tendrás problemas a la hora de alquilar una vivienda, beneficiarte de la sanidad pública o contratar cualquier tipo de seguro.

De momento, las sanciones que se han ido conociendo y que ya se están aplicando son las siguientes:

  • No podrás optar a cargo público.
  • Perderás acceso a la seguridad social.
  • No podrás comprar un billete de tren o de avión.
  • Serás revisado minuciosamente si cruzas la frontera de China.
  • Te excluirán de puestos de alto nivel en el sector alimenticio y del medicamento.
  • Serás excluido de hoteles y restaurantes lujosos.
  • No te atenderán las agencias de viajes.
  • Tus hijos no podrán acceder a los colegios privados más caros.

Si has cometido cualquier tipo de delito o si tienes un crédito social bajo estarás un año con esas prohibiciones. Pasado ese tiempo se revisará para evaluar si eres apto para sacarte de esa ‘lista negra social’ o ampliar el castigo un año más y seguir siendo un ciudadano de segunda clase.

Hasta el momento se considera que siete millones de chinos ya cuentan con algún tipo de sanción por tener un "Crédito Social" bajo que le hace ser una persona poco confiable. Y hay que recordar que el gobierno chino ya obliga a sus ciudadanos a tener una aplicación de vigilancia en sus teléfonos, así como ser espiados las 24 horas del día mediante más de 20 millones de cámaras equipadas con inteligencia artificial.

El régimen comunista chino se sirve de la tecnología para controlar la sociedad. Intentan venderlo como una herramienta para incentivar el buen comportamiento pero lo cierto es que se pretende intimidar a la sociedad y privarla de su libertad fomentando la marginación social.

Temas

En Tecnociencia

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios