Menú

España pide perdón

Nuestros poetas han querido hacerse eco de estas justas demandas y aportar sus reflexiones al torrente perdones que nos aguarda.

0
Dani Gago

El presidente de los Estados Unidos Mexicanos, Andrés Manuel López Obrador, alias el Peje, ha saltado a la actualidad al exigir, tanto al Papa como al Rey de España, un reconocimiento público de los agravios producidos en la conquista del que hoy es su país.

Esta arqueología del victimismo es una constante entre los populismos de izquierdas, muy dados a remontar la Historia hasta donde haga falta para asumir una condición de mártires que les exima de explicaciones sobre el aquí y ahora de su gestión.

En la Madre Patria tenemos experiencia sobre esto. 1936 y 1714 son fechas relevantes de nuestra actualidad política, y nuestra progresía no duda en marcar como infausto aquel 1492 que concita la doble ignominia de la expulsión definitiva del Islam y el inicio de la aventura americana.

Nuestros poetas han querido hacerse eco de estas justas demandas y aportar sus reflexiones al torrente perdones que nos aguarda:

PERDÓNANOS, AMÉRICA
por Monsieur de Sans-Foy

Tristísimo y postrándome de hinojos,
imploro su perdón al continente
de América, el hogar de mucha gente:
de negros cual betún a pelirrojos.

¡Y cómo no penar por sus enojos,
si les colonizamos malamente,
con este idioma nuestro, tan corriente,
la gripe, el Crucifijo... y hasta piojos!

Perdón por las hogueras con hereje,
la Virgen, San Antonio y San Benito
Abad... Pero, ante todo y por favor:

perdón por los ancestros de ese peje
mafufo y además, chingaquedito,
que funge como López Obrador.

PERDÓN POR LA RECONQUISTA
por Fray Josepho

Perdón a los Omeyas y a los Benimerines.
Perdón al moro Muza, perdón a Abderramán.
Perdón a los califas y miramamolines.
Perdón a los benéficos amigos del Islam.

Perdón por comer carne prohibida de cochino.
Perdón por nuestras hembras, sin velo ni chador.
Perdón por nuestras fiestas. Perdón por beber vino.
Perdón por expulsaros. Qué error, qué inmenso error.

Perdón por Covagonda, la Toma de Granada,
las Navas de Tolosa (qué fecha tan cruel).
Perdón por nuestra estúpida tendencia a la Cruzada.
Perdón por nuestra práctica impúdica e infiel.

Perdón porque os echamos de Al Ándalus un día.
Perdón por ser tan malos con vuestra religión.
Perdón por ofenderos quitando la sharía.
Perdón por derrotaros. Perdón, perdón, perdón.

Siga a este par en Twitter: @FrayJosepho, @MonsieurSansFoy.

En Cultura

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios

    Máster EXE: Digital Marketing & Innovation