Menú

Pérez-Reverte radiografía a Sánchez, "un pistolero" que gobernará "el tiempo que quiera"

El autor de El pintor de batallas dice que el presidente del Gobierno "no tiene escrúpulos" y que carece de rival: "Son todos unos moñas".

El autor de El pintor de batallas dice que el presidente del Gobierno "no tiene escrúpulos" y que carece de rival: "Son todos unos moñas".

Arturo Pérez-Reverte acudió este miércoles a El Hormiguero para presentar su última novela, El problema final (Alfaguara, 2022). Tras las preguntas pertinentes sobre el libro, Pablo Motos sacó a colación la amnistía y a Pedro Sánchez, y el académico declaró su "fascinación" con un "personaje profundamente amoral": "Verlo actuar, para un novelista, es una fuente de inspiración extraordinaria".

El autor de El pintor de batallas fue parco refiriéndose a la amnistía: "Yo estoy contra la amnistía, me parece mal". Se extendió más con Sánchez, a quien entiende: "Es un personaje fascinante. Para un novelista y para un observador que tiene mi edad, es fascinante. Es un aventurero de la política, un pistolero, un asesino. Es un tipo que no repara en nada. Tiene, como los jugadores de ajedrez buenos, ese instinto asesino del jugador de ajedrez".

Pérez-Reverte considera que, si bien Sánchez "no ha leído un libro en su vida o ha leído muy pocos", "tiene en la sangre, en las venas, a Maquiavelo, a Bodin, a los teóricos de la política del Renacimiento". "Tiene un instinto extraordinario. Además, es valiente, es tenaz, es atrevido, no tiene escrúpulos ningunos. Sin duda, es el político más interesante de España y, posiblemente, de Europa. Otra cosa es donde te lleve", añadió.

El fundador de la revista Zenda dijo que Sánchez "sabe que lo indultaron en las elecciones, sabe que el español olvida, que aquí hay muy mala memoria, que el domingo, con la cerveza y la terraza, ya se ha olvidado". En su opinión, el presidente del Gobierno "nos ha tomado el pulso muy bien" y "está jugando de una manera extraordinariamente inteligente con todos nosotros".

El novelista cartagenero tiene asumido que "los políticos son casi todos infames, por no decir todos" y que "todos son capaces de vender a su madre, todos". Sin embargo, en Sánchez encuentra una particularidad: "Sánchez vende a su madre, pero no la entrega. O entrega la nuestra en vez de la suya. Además, nos convence de que es la suya la que ha entregado. Para eso hay que valer". Además, Pérez-Reverte considera que el líder del Ejecutivo carece de rivales: "No hay enemigo. Son todos unos moñas. Puede estar el tiempo que quiera. Caerá cuando no tenga nada que vender, caerá solo. Pero es imbatible. Yo estoy fascinado con él". El que fuera corresponsal de guerra insistió a la hora de tildar a Sánchez como "personaje profundamente amoral" y, a la pregunta de si lo utilizaría en una de sus historias, respondió que haría "de malo": "De malo maquiavélico. Es muy bueno en lo suyo".

Temas

En Cultura

    0
    comentarios