Menú

Alec Baldwin se apoya en su mujer, Hilaria, y anuncia su retirada como actor

Tras la tragedia en el plató y mientras siguen las investigaciones, Alec Baldwin anuncia su retirada.

Alec Baldwin se apoya en su mujer, Hilaria, y anuncia su retirada como actor
Alec y Hilaria Baldwin. | Instagram

Alec Baldwin ha anunciado su retirada del cine y la televisión, aunque sea temporalmente, tras sentirse deprimido, absolutamente desolado después de matar accidentalmente a la asistente de dirección Halyna Hutchins cuando en una pausa del rodaje del "western" Rust manejaba una pistola que creía ser de atrezzo, como es habitual en el cine. Lo ocurrido el pasado 21 de este mes de octubre ha sido una tragedia que también alcanzó al director de la película, que resultó herido por el arma de fuego. El presunto culpable de que sucediera este gravísimo error es David Halls, encargado de facilitar armas sin munición a los actores. Alec Baldwin, consternado, se ha refugiado en su esposa española para superar un trauma que quizás nunca pueda borrar de su mente.

La pareja formada por Alec y la mallorquina Hilaria Thomas vivía una existencia feliz desde que se conocieron en 2011, celebrando su boda al año siguiente. Antes de este matrimonio Alec Baldwin ya estuvo casado con Kim Basinger, después de vivir varias experiencias con otras mujeres, la mayoría actrices. En 1983 tuvo por pareja a Janine Turner, que intervino en Doctor en Alaska. Separada de ella tras un año de convivencia pasó a mantener relaciones con una de las protagonistas de Sexo en Nueva York, Holly Gagnier, a partir de 1984 y durante cinco años.

En 1990 coincidió con Kim Basinger encabezando el reparto de Ella siempre dice sí donde ambos eran amantes. Pasado un tiempo volvieron a encontrarse, casándose en 1993. Fueron padres de una niña, Ireland, en 1995. Nada hacía presagiar que Kim y Alec se separaran con la llegada del nuevo siglo y pleitearan por la custodia de la niña, no precisamente en términos amistosos. Divorciados ya en 2002, ambos litigaron con tanto odio que su caso fue asunto debatido largo tiempo en la prensa norteamericana y luego llegó por supuesto a la europea, dada la popularidad que los dos disfrutaban. Se llegó a publicar que él se gastó en abogados un millón de dólares, pero es que ella, según otros rumores, se empeñó tanto en conseguir la custodia que gastó la friolera de más de tres millones de dólares. Dos fortunas que los dejó medio arruinados, tras un fallo judicial salomónico.

kim-basinger-6510.jpg
Con Kim Basinger en La huida | Archivo

A Alec no le quedaron muchas ganas de volver a casarse ni siquiera a enredarse con otras mujeres, pero se le conoció un romance con Kristin Davis el año 2001. Y en los siguientes, si tuvo ligues no debieron ser consistentes pues la prensa de esa época no los registró. Hasta que en 2011 fue un día a un restaurante vegetariano de Manhattan y se fijó en una belleza morena, con la que inició una conversación intrascendente pero con el deseo de conquistarla, tal fue la impresión que le causó. Se trataba de Hilaria Thomas, que al principio se presentó como de orígenes mallorquinos, instructora de yoga en Nueva York, en una clínica por la que pasaban personajes relevantes. Se dio la circunstancia de que la española no tenía idea de quién era Alec Baldwin, lo que a éste le pareció divertido y al mismo tiempo ideal al no ocurrirle lo habitual con otras féminas, que sólo se fijaban en él por su notoriedad. El caso es que ambos simpatizaron y en poco tiempo el galán se cambiaba de vivienda yéndose a vivir a un piso en el Soho neoyorquino, cerca de donde trabajaba ella. Un año más tarde se casaban. Tuvieron dos niñas mediante vientres de alquiler y más tarde nada menos que cuatro hijos varones, que llevan nombres compuestos de raíces españolas. Hilaria también sufrió dos abortos. De la que parece se ocupa ahora menos es de su hija Ireland, la que tuvo con Kim Basinger y por la que tanto luchó para no perderla para siempre por los problemas judiciales. En 2016 Ireland apareció desnuda en la portada y el interior de la revista mexicana Treats!, lo que no debió agradar mucho a su padre, ni siquiera para que ella obtuviera así cierta publicidad en su carrera de modelo.

irene-baldwin-2.jpg
Ireland Baldwin | Archivo

Alexander Rae Baldwin III, nacido en Nueva York en 1958, es el hermano mayor de una familia de actores. Antes de estudiar arte dramático tuvo que ganarse la vida como ayudante de camarero en la entonces de moda discoteca Studio 54 por la que pasaba toda suerte de celebridades de la pantalla. Alec también ha conseguido serlo con una larga lista de películas y series de televisión que lo ha convertido en un actor muy solicitado. Hasta fue protagonista en Madrid de una secuela, Torrente 5. Operación Eurovegas. Le hizo ilusión por el amor que tiene a nuestra compatriota, que lo ha acompañado alguna vez a nuestro país, que él adora. Aunque cuando ya había cumplido sus compromisos de promoción de la citada película de Santiago Segura, acompañado de Hilaria, tuvo un incidente en el aeropuerto de Barajas cuando advertido por uno de los encargados de la aduana de que su equipaje excedía de tres kilos montó un pollo considerable, deshaciendo su maleta y arrojando prendas íntimas al aire. Por lo demás, aunque sea hombre de fuerte carácter, suele ser amable y simpático. Con Hilaria se desvive y le agradece cuantos cuidados le dispensa, como vigilar su salud, procurándole dietas adecuadas. También contribuyó en alejarle del alcohol, del que abusaba al principio de conocerla. Una pena que el destino le haya deparado ahora esta desgracia en Nuevo México que, insistimos, es más que probable que tarde en borrarla de su memoria. De momento ya ha recibido ayuda psicológica.

Temas

En Cultura

    0
    comentarios