Menú

La escritora que llenó un carro con sus libros y recorrió pueblos puerta a puerta

Maite R. Ochotorena publica La mensajera del bosque, un thriller con pinceladas de fantasía que demuestra que quien la sigue, la consigue.

0
Maite R. Ochotorena publica La mensajera del bosque, un thriller con pinceladas de fantasía que demuestra que quien la sigue, la consigue.
Maite Ochotorena, autora de 'La mensajera del bosque' | Alex Iturralde

"Hola, me llamo Maite R. Ochotorena y he escrito un libro". Con esta sencilla frase se presentaba tienda por tienda, puerta por puerta, de cada ciudad y cada pueblo que recorría. Tenía el sueño de ser escritora, más bien "la necesidad", y cuando por fin dio el paso se echó a la calle para darse a conocer. "Siempre he querido escribir, pero hay muchísima competencia, gente muy buena escribiendo y pensaba que por qué me iban a querer leer a mí. Sabía que si no me decidía, me iba a arrepentir el resto de mi vida. Decidí echarme a la calle, llené un carro con mis libros y me recorrí pueblos y ciudades. ¡No sabes todo lo que he podido recorrer! Todo el País Vasco, Navarra, La Rioja, Burgos… tienda por tienda", recuerda la autora para Libertad Digital.

"Mi sorpresa fue que la gente empezó a leerme y les gustaba muchísimo. Me dieron mucha visibilidad y me lancé con el resto de novelas. Con Amazon abrí una ventana más y llegué a más gente. Fueron los lectores los que me han dado la oportunidad. Como autora independiente tengo unos límites, es difícil destacar en un mar de libros", añade. Nueve novelas después de aquel particular comienzo, Ochotorena (San Sebastián, 1970), publica con Planeta La mensajera del bosque, una original novela de suspense con pinceladas de fantasía —y una investigación policial de por medio—, que dibuja un Madrid invadido, una ciudad del revés. "Ahora puedo llegar a todas las librerías. A base de sembrar y pasito a pasito, sin perder la pasión, he conseguido llamar la atención de una gran editorial".

La protagonista de La mensajera del bosque es Cris Stoian, una joven que despierta con amnesia en una cabaña en medio de un bosque. No recuerda apenas nada de su pasado más allá de flashes de su hermano Daniel, del que escucha un mensaje en el móvil que encuentra junto a la mesita. Él le explica que ha estado enferma, que tal vez no vuelva a ser la misma y que por nada en el mundo debe llamar a la policía. El desasosiego de Cris aumenta cuando descubre que todo su cuerpo está cubierto de unas horribles cicatrices.

"Pese a su ceguera, se empeña en saber qué ha pasado, no quiere mirar hacia otro lado por mucho que le pueda doler lo que descubra. En lo más profundo de su corazón, sabe que hay algo en esa oscuridad que debe proteger. Es un símil de nuestra propia ceguera, nuestra propia amnesia, hemos olvidado quienes somos", expone la autora. "La gente, normalmente, tiene mucho miedo a los cambios, a descubrir la incertidumbre que hay fuera. Yo quería que, a través de ese personaje, nos diéramos cuenta de que no hay que tener miedo y que se pueden buscar respuestas. Solo podemos vencer a nuestros propios fantasmas sacándolos a la luz", añade.

Crímenes relacionados con la naturaleza

La trama se enreda con el descubrimiento de una serie de crímenes que suceden en unas circunstancias muy sorprendentes que traen de cabeza a las autoridades y con la naturaleza abriéndose paso en Madrid. Es un punto mágico que sirve a la autora "para vapulear el mundo normal". "He crecido en un entorno natural, en un refugio de montaña que pertenecía a mis padres. Me siento muy cercana a la naturaleza, forma parte de mí. Sentía la necesidad de darle protagonismo. He hecho un personaje de ella, con un mensaje muy potente".

En La mensajera del bosque salen a relucir las partes más abominables de las personas. "El ser humano es capaz de las cosas más hermosas y de las cosas más aberrantes al mismo tiempo, tenemos esa dualidad de luz y de sombra. Quizás eso esté relacionado con la naturaleza, que es la vida misma, y que puede ser tan cruel como bella".

Maite R. Ochotorena tiene formación de guionista de cine y televisión y ha trabajado muchos años como creativa en el sector del videojuego, circunstancias que, sumadas a sus influencias literarias encabezadas por Edgar Allan Poe, H. P. Lovecraft o Stephen King, aportan a sus novelas una dimensión muy visual y original. "Siempre he tenido mucha imaginación. A lo largo de mi vida he estado en contacto, tanto por mi trabajo como por la literatura, con mundos oníricos y fantásticos. A veces, para explicar la realidad no solo puedes tirar de razón. Esta no es una novela fantástica pero sí que tiene un punto fantástico que le da mucha fuerza".

Maite R. Ochotorena. La mensajera del bosque. Planeta, 2021.Número de páginas: 504 Precio: 19.90 euros.

En Cultura

    0
    comentarios

    Servicios