Menú

Luis Herrero: "He escrito una novela muy ambiciosa y mi obsesión era no defraudar a Garci"

El director de En casa de Herrero presenta su cuarta novela Donde la tierra se acaba en Es la mañana de Federico.

0
El director de En casa de Herrero presenta su cuarta novela Donde la tierra se acaba en Es la mañana de Federico.
Luis Herrero, en esRadio. | LD

Luis Herrero, director de En casa de Herrero de esRadio, había acordado con una editorial escribir una novela histórica sobre un personaje de la España contemporánea. Sin embargo, el tema propuesto no le terminaba de entusiasmar y era incapaz de escribir dos líneas seguidas. Se trataba de una novela sobre la infancia y adolescencia de Juan Carlos I en Estoril. Contándole esta circunstancia a su gran amigo José Luis Garci, el cineasta le explicó que tenía un guion de cincuenta páginas de una película que pretendía rodar con Paul Newman y Tom Cruise, un proyecto que tampoco había salido adelante. Garci le regaló ese tema a Luis Herrero y el resultado es su cuarta novela Donde la tierra se acaba (Esfera de los libros), después de Los días entre el mar y la muerte, El tercer disparo y Dejé de pronunciar tu nombre.

"Garci me dio cuarenta folios en inglés, los mismos que le llevó a Paul Newman a San Francisco. Una vez traducidos, lo primero que hice fue diseminarlos en un gran tablero y, a partir de ahí, crear una estructura y rellenarla con subtramas que no estaban en los folios de Garci. Le di una coherencia para que fuera lo que inicialmente Garci quería que fuera. Como una especie de esclavo literario, lo que pretendía era respetar escrupulosamente lo que Garci había escrito", explicó Herrero conversando con Federico Jiménez Losantos y Andrés Amorós.

"Se la he dedicado a José Luis Garci, el anciano de mi tribu. Puedo defraudar a mucha gente porque es una novela demasiada ambiciosa, pero lo que no puedo es defraudar a Garci. Él me da una historia estupenda y no podía matarla. Esa era mi única obsesión", añadió.

Su protagonista es David McFarlan, que la primera vez que oyó hablar de Finisterre fue de boca de Cynthia, que le explicó que cuando la tierra era plana, el mundo se acababa allí. Las almas iban al mar en busca de la vida eterna a bordo de barcos que se despeñaban en el abismo de la nada. Pero la mujer que había iluminado la mejor época de su vida ya no está. Su brillo se perdió entre las sombras. Por eso, abandonó Estados Unidos para esconderse de sus demonios en la aldea asomada al confín del mundo, pero sabía que las cosas no cambian, antes o después regresan a su destino.

"La mayor parte de la novela la escribí durante el confinamiento. Mi idea era ir a Finisterre porque si no tienes los olores, los colores y sabores de aquello difícilmente lo puedes trasladar. Yo he paseado mucho por Galicia porque es una tierra que me fascina", aseguró Herrero.

"Escribiendo esta novela me he dado cuenta de que soy tan profundamente imbécil que no puedo hacer mal a una persona", desveló el autor, que además confesó que por primera vez ha indagado en los sentimientos de las mujeres.

Luis Herrero. Donde la tierra se acaba, Madrid, La Esfera de los Libros, 2021, 493 págs, 22’90 euros. ISBN: 978-84-9164-975-5

En Cultura

    0
    comentarios

    Servicios

    • Inversión
    • Seminario web
    • Podimo
    • Reloj LD