Menú

Agag dejó la política "por las intrigas" y dice que no ve un equipo español en la F1

Aún con la resaca del éxito en la GP2 –el equipo Barwa que con Adrian Campos ha logrado el campeonato de constructores–, Alejandro Agag ha señalado en el diario ABC que en la F1 las gentes son "santas" y que dejó la política por las intrigas. Además, apunta que su éxito empresarial en la categoría se debió a un golpe de suerte aunque no deja de reconocer que uno de los responsables es también Flavio Briatore por fijarse en Fernando Alonso: "Yo sólo estaba en el momento adecuado en el lugar adecuado".



GP de Italia 2008
0
Aún con la resaca del éxito en la GP2 –el equipo Barwa que con Adrian Campos ha logrado el campeonato de constructores–, Alejandro Agag ha señalado en el diario ABC que en la F1 las gentes son "santas" y que dejó la política por las intrigas. Además, apunta que su éxito empresarial en la categoría se debió a un golpe de suerte aunque no deja de reconocer que uno de los responsables es también Flavio Briatore por fijarse en Fernando Alonso: "Yo sólo estaba en el momento adecuado en el lugar adecuado".
"
(Libertad Digital) Agag reconoce en una entrevista que publica este lunes el diario ABC que entró en el mundo de la Fórmula Uno por casualidad. Aunque no participa activamente en ninguna escudería, su gran éxito fue vender en el momento adecuado los derechos de televisión, justo cuando Fernando Alonso comenzaba a destacar entre los pilotos con más futuro: "Nadie quería los derecho de un deporte minoritario".
 
Pero todo cambió cuando Alonso fichó por Renault: "Él (Briatore) vio un carisma extraordinario y así ha sido. Yo sólo estaba en el momento adecuado en el lugar adecuado". Pero advierte que en el paddock "hay que tener mucha humildad. Ahí conviven las personas más brillantes en el mundo de los negocios. (...) Hay que ser prudentes, ir paso a paso". Advierte además que "quien no tenga escrúpulos, siempre acaba mal. Sólo con dinero no se triunfa en este mundo".
 
Su éxito en la GP2 no se traduce obligatoriamente en un interés para entrar en la F1. "Trabajo para Renault en colaboración con patrocinios. No tengo una intervención directa en la F1". Además dice que en la F1 aspira "a lo que me toque" aunque dice también que "no creo que haya nunca un equipo español en la F1" y es que "en España hay mucho dinero, pero no hay dinero destinado a hacer un equipo". Agag cree que "no nos gustaría tener una escudería perdedora".
 
Sobre  la gente que está en la F1 dice que es "santa" a diferencia de otros campos. "Vengo de la política. Y la F1 es un convento de monjas comparado con la política. Son la hermandad de las carmelitas descalzas". Sobre los que le acusan de aprovechar la influencia de Aznar en su éxito, dice que "les fastidia que alguien le vaya bien, qué le vamos a hacer. Cada cual busca un hueco en la vida". Apunta además que dejó la política por las intrigas.

En Deportes

    Lo más popular

    0
    comentarios

    Servicios