Menú

Champions League

El Atlético no puede ante un PSV con diez; decidirá el Calderón (0-0)

El conjunto rojiblanco jugó con uno más en la recta final de la segunda parte. El resultado final lo firmó Cocu en la previa.

0
El conjunto rojiblanco jugó con uno más en la recta final de la segunda parte. El resultado final lo firmó Cocu en la previa.
Griezmann falla un claro mano a mano ante Zoet. | EFE

Si el Atlético de Madrid tuviese gol… Es la eterna frase de los seguidores rojiblancos esta temporada. Ante el PSV Eindhoven, el conjunto madrileño sumó su séptimo partido del curso sin ver portería y gracias a su poca eficacia de cara a gol, el conjunto de Cocu logró lo que el exjugador del Barcelona pidió en la previa: "Firmo un 0-0".

Con este resultado al Atlético de Madrid sólo le vale la victoria en el Vicente Calderón y lo tendrá que hacer ante once, cosa que no ocurrió en casi toda la segunda parte en tierras holandesas. Sin gol, no hay cuartos de final y esa es la única verdad absoluta que tiene en el horizonte el cuadro de Simeone.

Vietto y Griezmann, negados

No generó demasiado peligro el Atlético en todo el partido, pero tuvo sus opciones de llevarse un 0-1 a casa gracias a las oportunidades que cosechó en la primera parte. Simeone optó por Óliver y no recuperó a Augusto para la causa en el centro del campo. Arriba Griezmann y Vietto debían aprovechar las lagunas defensivas de los dos centrales rivales y aprovechar su velocidad.

El planteamiento de Simeone hubiese sido impecable si sus dos delanteros titulares hubiesen tenido el día ante el guardameta del PSV. Griezmann y Vietto tuvieron dos ocasiones clarísimas que se marcharon al limbo, la primera del argentino por la intervención de un defensa cerca de la línea de gol y la segunda por la mala racha que arrastra Griezmann y que acrecentó Zoet con una buena mano en el duelo ante el galo.

Con el Atlético negado a la hora de abrir el marcador, el PSV fue creciéndose con el paso de los minutos aunque su velocidad y su juego de correcalles se topó con la zaga española. El intercambio de golpes y la ruptura del orden en los encuentros son las armas más peligrosas del conjunto de Cocu que tuvo fases de dominio durante el juego. Pese a ello, Oblak sólo tuvo que intervenir una vez y el resto del partido lo pasó tranquilo en sus dominios.

Expulsión y sequía

Como ya pasase en el Atlético de Madrid-Sevilla de esta temporada, el cuadro de Simeone fue superior a su rival, tuvo mucha presencia en campo contrario con el incombustible despliegue de Saúl y el timón de Koke, pero acabó con su portería y la de rival a cero. ¿Hubo centros? Los hubo y nadie los remató. ¿Hubo jugadas en el área? Sí, pero ningún jugador vio portería. ¿Hubo balón parado? Sin cabeceadores. Y así más y más en ataque.

Antes de la expulsión de Pereiro por doble amarilla, poco antes del minuto 70 y con un golpe innecesario e infantil sobre Godín, Cocu ya había reforzado la defensa con otro zaguero más y colocando tres centrales. Todo ello para ahogar aún más al Atlético y permitir que sus laterales tuvieran más recorrido para aprovechar alguna contra. Anteriormente, Simeone también había movido ficha con Torres ocupando el puesto de Vietto, pero la nueva situación del choque le permitía al Atlético olvidarse casi por completo del peligro holandés para centrarse en marcar un gol. Fue imposible y cuando lo lograron por medio de Godín, el tanto fue bien anulado por el colegiado.

Los rojiblancos atacaron con más presencia de futbolistas que efectividad real y se echó mucho de menos a Griezmann. El galo suma cinco partidos sin ver puerta y si él no marca, el Atlético no tiene ni '9' ni '7'. La entrada de Correa fue el último intento del Cholo para revertir la situación y alguna que otra acción pudo darle la razón al argentino aunque ninguna acabó en el 0-1. En el otro lado del campo, Oblak sólo se estremeció levemente con un despeje envenenado de Koke. Nada más peligroso pasó por su área en toda la segunda parte.

El Atlético de Madrid dejó Eindhoven con la sensación de haber perdido una oportunidad de oro para ver más cerca los cuartos de final y con los deberes goleadores, una vez más, sin hacer. En el Bernabéu se verá nuevamente el muro de Simeone, pero sin goles, los objetivos se pueden ir alejando poco a poco. El Calderón ya espera la vuelta de la Champions.

Ficha técnica


PSV Eindhoven, 0: Zoet; Arias, Bruma, Héctor Moreno, Willems; Guardado (Hendrix, m. 73); Narsingh (Isimat Mirin, m. 64), Propper, Van Ginkel, Locadia (Lestienne, m. 85); y Pereiro
Atlético de Madrid, 0: Oblak; Juanfran, Savic, Godín, Filipe Luis; Óliver, Gabi, Saúl (Correa, m. 73), Koke; Griezmann y Vietto (Fernando Torres, m. 60)

Árbitro: Daniele Orsato (Italia). Expulsó a Gastón Pereiro, del PSV Eindhoven, por doble amarilla (m. 53 y 67). Amonestó al visitante Savic (m. 21).
Incidencias: partido de ida de los octavos de final de la Liga de Campeones disputado en el estadio Philips ante 35.000 espectadores, unos 1.250 de ellos seguidores del Atlético de Madrid

0
comentarios

Servicios